Samsung no infringe internacionalmente algunas de las patentes de Apple

Empresas

La última sentencia judicial en EEUU rechaza la petición de Apple de aumentar la indemnización por daños contra Samsung.

Samsung no está quebrantando internacionalmente algunas de las patentes de su rival Apple. Así lo ha declarado un tribunal federal de EE.UU. ayer martes, rechazando la petición de la compañía de la manzana de elevar la indemnización en su lucha legal contra la empresa surcoreana, informa Reuters.

El pasado mes de agosto un jurado estadounidense fallaba a favor de Apple una indemnización de 1.050 millones de dólares por parte de Samsung al dictaminar que ésta había actuado intencionadamente violando varias patentes del fabricante americano.

Esta resolución es la que ahora se echa para atrás y exime a Samsung de verse envuelta en un pago triplicado por daños y perjuicios a Apple.

Apple y Samsung están codo con codo en los tribunales disputando por las patentes, una guerra que no deja de ser el reflejo de la lucha por la supremacía de la industria entre las dos compañías. Ambas, en conjunto, controlan cerca de la mitad de las ventas mundiales de smartphones que crecieron un 43% en 2012 hasta los 700 millones de unidades por valor de más de 200.000 millones de dólares.

Samsung vendió 213 millones de smartphones, alcanzando el 30% del mercado el año pasado, mientras que Apple vendió 135,8 millones de iPhones, acaparando el 19,4% de la cuota, según los últimos informes de Strategy Analytics.

Desde que Apple inició el proceso legal contra Samsung a principios de 2011, la compañía americana ha tenido más éxito en la campaña de litigios en EEUU, ganando la mayor indemnización el pasado verano con esta suma de 1.050 millones de dólares y la prohibición de algunos productos de Samsung.

Por su parte, Samsung se  ha defendido y ha obtenido algunas sentencias favorables, incluyendo el fallo de este martes con el que se evita daños mayores.

Esta decisión judicial se ve con preocupación entre los inversores, que empiezan a atisbar que Apple está perdiendo su dominio en el mercado de la electrónica de consumo. Los últimos pronósticos que ha hecho públicos le valieron a la compañía un acusado descenso en Wall Street la semana pasada, al presentar resultados de ventas de su iPhone más débiles de lo esperado por tercer trimestre consecutivo.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor