Samsung se come el 45% del mercado europeo… y a Nokia

EmpresasMovilidadSmartphones

El crecimiento de Samsung significa por un lado el debilitamiento de sus competidores y por otro la expansión de Android frente a otros ecosistemas.

El auge de Samsung en el viejo continente debe interpretarse desde varias perspectivas: por un lado es el resultado de su amplia oferta (de dispositivos y de precios) que llega a un público muy amplio y heterogéneo ; por otro, la explotación del momento de debilidad que atraviesa Nokia, antes líder.

La compañía surcoreana aglutina ya el 30% del mercado global de smartphones. En Europa este porcentaje sube 15 puntos. Los analistas que consulta Digitimes apuntan al éxito del Galaxy S III como piedra angular de la conquista.

Apple apenas tiene el 14,4% de cuota de mercado, según las estimaciones que recoge el medio asiático.

Si la gama Galaxy de Samsung es el vencedor de la batalla de teléfonos inteligentes en la región, también lo es Android. Las estimaciones hablan del 65% del mercado en manos del sistema operativo de Google, que está gozando de un especial auge en Reino Unido, Alemania, Francia, Italia y España.

Otro suceso relacionado con la popularidad de Samsung y sus dispositivos es la debacle de otras firmas como LG, HTC y Sony. También la de los gigantes chinos ZTE y Huawei, que han visto reducir su porción de mercado también por el zarpazo de la crisis.

 

 

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor