Steve Jobs, de momento sin cargos

Empresas

La SEC aún no ha encontrado pruebas que demuestren la implicación del
directivo de Apple en el cobro irregular de las comisiones de sus stock-options.

El conocido directivo de la compañía de la manzana parece haber quedado
limpio ante la falta de pruebas, después de haber sido investigado por el
gobierno norteamericano por su posible implicación en un fraude de falsedad
documental para el cobro de unas stock-options durante el año 2001.

Según el artículo aparecido en el San
Jose Mercury
, el CEO de Apple podría
estar implicado en un escándalo de cobro irregular de stock-options por falsear
las fechas o bien por aplicar efecto retroactivo al cobro de comisiones sobre
los 7,5 millones en stock-options que recibió Jobs durante el 2001.

Sin embargo, parece que la Comisión de
Seguirdad estadounidense (SEC)
no tiene suficientes pruebas contra Jobs en
la investigación que está llevando a cabo.

De acuerdo con
DailyTech,
el principal foco de la investigación se basa en la idea de que se concedieron
las mencionadas stock-options basándose en documentación falsificada. A pesar de
que Jobs dio luz verde al cobro con efecto retroactivo, esta afirmación no
representa en sí misma una prueba de fraude por parte del CEO de Apple.

Paralelamente, una investigación interna llevada a cabo por parte de Apple
concluyó que Jobs no hizo nada sospechoso en el escándalo del cobro con efecto
retroactivo.

En este sentido, los rumores que surgieron desde la prensa presente en el
MacWorld Conference&Expo
se centraron en la idea de si Steve Jobs volvería a estas jornadas el próximo
año, lo que provocó un efecto de alarma indirecto entre los accionistas de la
compañía, dado el papel tan especial que juega Jobs en la organizacón.

En cualquier caso, la comisión de seguridad y cambio norteamericana, situada
en San Francisco, continuará sus investigaciones para comprobar si Jobs no llevó
a cabo ninguna acción ilegal, aunque parece poco probable que los cargos sigan
adelante si la acusación federal no consigue pruebas sobre la implicación de
Jobs en el caso.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor