Steve Ballmer, una nueva era para Microsoft

Empresas

Ballmer se convierte hoy en el número uno de la principal compañía informática del mundo

El retiro del millonario Bill Gates la pasada semana de Microsoft abre el camino para una reforma de la célebre compañía americana, en un momento clave en su historia.
La gestión de la empresa estará encabezada a partir de hoy por Steve Ballmer, en un momento clave de fuerte rivalidad con Google Inc y otros competidores.
Steve Ballmer, antiguo compañero de Gates en Harvard, se unió a Microsoft en 1980. Desde entonces, ha formado parte de diversos departamentos hasta ocupar el puesto de director ejecutivo durante la última década.
Microsft  “tiene que pensar en algunos cambios radicales en la organización para no sólo arreglar su negocio en internet, sino también empezar a innovar en algún otro”, declaró el viernes Sid Parakh, analista de McAdams Wright Ragen a Reuters.
Ballmer debe enfrentarse, por tanto, a un reto de altura, aunque su visión de la situación sea un tanto divergente.
“Sin duda, lo podríamos haber hecho mejor, pero si consultamos los ingresos, en relación al capital invertido, nos hemos superado claramente”, puntualizó Ballmer en una entrevista publicada ayer por el Seattle Times.
Ahora sólo queda ver qué ocurrirá, aunque los analistas aseguran que no habrá ninguna reforma radical en su estructura interna.
Gestor polémico
La polémica envuelve a Ballmer desde que accedió a su antiguo puesto de director ejecutivo y siembra la duda sobre el buen futuro de la empresa.
Su postura en contra del código abierto y sus famosos enfrentamientos contra los disidentes han conseguido un clima de opinión especialmente negativo.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor