Las teleco, salpicadas por la crisis global pero sin problemas propios

OperadoresRedes

Durante la burbuja global, las telecomunicaciones no crearon su propia burbuja sectorial, concluye el analista de ENTER-IE, Fernando Herrera.

La sabiduría popular dice que aún en tiempos de crisis se continúa gastando en aquello que el ciudadano necesita cada día. La alimentación y la bebida no se desploman en tiempos de crisis porque el usuario sigue necesitando comer y beber cada día, al igual que en esta sociedad del conocimiento necesitará hablar y conectarse a Internet hoy, mañana o pasado.
Las empresas que carecen de conexión a Internet son las menos, pero aún menos son las que no tienen ningún número de teléfono. Por ello, las teleco se encuentran siempre con un colchón de clientes que no van a tirar su conexión con ellas.
Pero además de esta evolución de su oferta a producto de casi primera necesidad, las compañías de telecomunicaciones podrían verse beneficiadas por una situación de partida económica mucho más adecuada que la de algunos otros sectores empresariales.
Como concluye el analista asociado del ENTER-IE, Fernando Herrera, en una nota sobre el sector, las telecomunicaciones se verán tocadas por la crisis global, a la que nadie puede escapar, pero no por una crisis propia. La razón: tras la burbuja puntucom, las compañías no crearon ninguna otra burbuja sectorial.
Además, las teleco no se lanzaron a ninguna carrera financiera durante la burbuja global, que es como denomina Herrera a la situación preestallido de la crisis. “El sector se vio afectado en la fase de crecimiento de la burbuja, aunque no especialmente”, analiza Herrera, reconociendo que mientras las empresas en general se lanzaban a crecimientos y compras alentadas por la burbuja económica (compras, por otra parte, en las que se van a encontrar muchos errores de estrategia, recuerda), las telecomunicaciones permanecieron en una posición más austera.
“La fase de depresión no debería ser tan profunda como la que afectará a otros sectores“, concluye por ello Herrera.
Las teleco se ven por tanto salpicadas por la crisis global, pero se mantienen en una posición envidiable gracias a su propia contención.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor