Telefónica finalmente podrá comprar E-Plus gracias a Carlos Slim

Movilidad

La solución parece haberse alcanzado en la compra de la filial alemana de la compañía holandesa KPN por parte del operador español. Una operación multimillonaria que podría cambiar el mapa de poder en las telecomunicaciones europeas que contaba con un obstáculo que se ha diluido por el procedimiento de “si no puedes con tu enemigo, únete a él”. El multimillonario mexicano, el hombre más rico del mundo y dueño del operador América Móvil, finalmente apoyará la operación mediante una alianza con Telefónica.

La operadora América Móvil, propiedad de Carlos Slim, ya tenía un 30 % de KPN y en un principio no parecía contemplar con buenos ojos que Telefónica se hiciera con E-Plus, filial de la holandesa KPN en Alemania, lo que permitiría a la empresa española controlar un operador líder en el mercado teutón con una cuota del 38 % y más de 40 millones de abonados.

El próximo 2 de octubre hay convocada una junta extraordinaria de accionistas de KPN para tratar el tema, con la recomendación por parte de la empresa de que se vote favorablemente a la adquisición, pero desde la empresa de Slim se mantenían reticencias que acaban de ser descartadas tras llegar a un acuerdo América Móvil y Telefónica. El acuerdo permitirá que continúe la operación que cuenta con dos fases, una primera en la que Telefónica adquiere la totalidad de E-Plus a KPN a través de una ampliación de capital de más de 3.500 millones de euros en efectivo más una participación accionarial del 25 % en la nueva compañía resultante.

Posteriormente Telefónica comprará a KPN por 1.300 millones el 4 % de dicha compañía resultante hasta llegar a poseer el 60 % y KPN el 20 %. Con esto Telefónica se convierte en el segundo operador de comunicaciones de Europa y el primero en mercados como Alemania, Brasil o España.

Cuando se anunció esta operación América Móvil contraofertó comunicando su intención de adquirir el resto de acciones de la compañía en la que participaba hasta llegar al 70 % de KPN, lo que complicaba la compra de E-Plus a Telefónica. Finalmente ambos gigantes de la telefonía han acercado posturas para poder quedarse cada uno con lo que le interesaba.

vINQulo

Reuters

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor