The New York Times atacado por hackers chinos

Cloud

Las canciones ochenteras de Siniestro Total y las novelas de Sax Rohmer (autor de Fu-Manchú) ya alertaban contra el “peligro amarillo”, pero es que con noticias como el reciente asalto virtual a uno de los diarios más influyentes del mundo por hackers de ese país el temor puede tener justificación.

Según los expertos en seguridad que han evaluado el ataque este muestra trazas de estar relacionado con militares chinos. Tampoco se ha producido en un momento intrascendente sino que los hackers han atacado “casualmente” al New York Times justo después de que este medio publique información relativa a que la familia del Primer Ministro chino Wen Jiabao habría amasado una multimillonaria fortuna.

Los ataques se han dirigido contra las cuentas de correo electrónico de los periodistas de la publicación y ante las acusaciones (tampoco podía ser de otra manera) el Ministro de Asuntos Exteriores chino ha manifestado que son absolutamente infundadas y que realizar dichas afirmaciones resulta irresponsable.

Afirma además que en China la Ley prohibe los cyberataques y reconoce que los propios organismos oficiales reciben ataques por parte de hackers. Lo cierto es que no es esta la primera vez que se dirigen estas acusaciones contra China. Diversos gobiernos extranjeros así como empresas y organizaciones que operan en el país asiático llevan años quejándose de este tipo de ataques que podrían buscar algo tan “inocente” como recabar la información que se transmite al exterior para controlarla de manera que la imagen que de China se tiene en el extranjero permanezca de algún modo bajo el control de las autoridades gubernamentales.

En el caso que nos ocupa lo que habría ocasionado el ataque sería la publicación de un artículo en The New York Times informando sobre los negocios de la familia del premier chino, y aunque la acusación no iría dirigida a él mismo, tampoco habría sentado bien que sus conciudadanos supiesen de los casi 3.000 millones de dólares que habrían conseguido.

En un primer momento los ataques habrían ido dirigidos contras las cuentas de correo electrónico de losresponsables en Shangai de la publicación, instalando malware que habría permitido interceptar los correos de más de medio centenar de empleados. A pesar de que los atacantes trataron de camuflar su rastro mediante servidores de universidades estadounidenses este subterfugio ya había sido empleado en el pasado cuando hackers militares chinos llevaron a cabo ataques infomáticos a contratistas militares USA, con lo que el patrón fue fácilmente identificado y reconocido.

vINQulo

BBC

Hackers from China have “persistently” infiltrated the New York Times for the last four months, the US paper says.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor