Toyota apuesta fuerte por el negocio de los vehículos autónomos

InnovaciónInvestigación y Desarrollo

El gigante de la automoción está desarrollando inteligencia artificial para sus vehículos sin conductor.

Toyota desea contar con un lugar de preferencia en el campo de los coches sin conductor y para ello va a dedicar importantes esfuerzos en ese sector.

La mayor compañía de coches del mundo empezará a probar vehículos autónomos eléctricos en el año 2020,  apostando por modelos que llevarán tecnología avanzada de Inteligencia Artificial.

El prototipo que ya ha mostrado la marca japonesa podrá mantener conversaciones con los conductores, y estará preparado para aprender de sus preferencias, hábitos y emociones a través del empleo del conocido como Aprendizaje Profundo.

Makoto Okabe, directora general de la división de Coches Eléctricos de Toyota, ha señalado que “con el empleo de tecnología de Inteligencia artificial deseamos expandir y mejorar la experiencia de conducción, haciendo que los coches vuelvan a ser un objeto de deseo”.

En lo que respecta a las cifras económicas, Toyota invertirá 1.000 millones de dólares hasta el 2020 con el fin de poder desarrollar su nueva tecnología de Inteligencia Artificial y conducción autónoma, apuntan en Reuters.

El vehículo autónomo eléctrico de Toyota contará con una autonomía de 300 kilómetros con una sola carga, y se espera que pueda interpretar las expresiones, acciones, tono de voz, emociones y estado de alerta de los conductores.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor