Traje de Hombre Lego cuasiperfecto permite emborracharse en el anonimato hasta que te desmontes

ComponentesWorkspace
0 0 No hay comentarios

Me encanta el LEGO, que a mi edad es la perfecta excusa para emplear el fin de semana haciendo algo constructivo y/o emborracharme. Me gusta tanto que hasta me lo como. Otra gente, sin embargo, son de LEGO. Como el lector del Gizmodo americano Rob Hoffmann que, en plan Robert DeNiro, se convirtió en LEGO

Me encanta el LEGO, que a mi edad es la perfecta excusa para emplear el fin de semana haciendo algo constructivo y/o emborracharme. Me gusta tanto que hasta me lo como. Otra gente, sin embargo, son de LEGO. Como el lector del Gizmodo americano Rob Hoffmann que, en plan Robert DeNiro, se convirtió en LEGO en si mismo consigo mismo gracias al vinilo, alambre de gallinero y gomaespuma, los tres pilares básicos de cualquier dieta equilibrada. El método, sus comentarios y otra foto a continuación:

“La cabeza está hecha con alambre de gallinero (de un cuarto de pulgada, en cuadrado), vinilo amarillo, relleno de algodón para que no se vea el alambre en el vinilo y tela negra para los ojos y la boca”, nos dijo Rob, “el botón de arriba también está hecho de alambre y vinilo y está relleno de gomaespuma. En la foto no se puede ver, pero pone LEGO en la parte de arriba, como los de verdad”.

“El cuerpo está fabricado con paneles de gomaespuma y un jersey blanco de cuello alto. Las manos, de vinilo y alambre para mantener la forma. Las piernas están fabricadas con pantalones enormes con paneles de gomaespuma para que encajen con el cuerpo y tirantes para que no se me cayeran”.

Según él, el proyecto fue divertido y hacerlo le tomó varios fines de semana, pero al final mereció la pena. Me lo creo. [Gizmodo USA]

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor