Ultimátum a los co-CEOs de RIM

Empresas

Balsillie y Lazaridis tienen seis meses para demostrar a los accionistas que su actual estructura de dirección funciona.

Seis meses. Ese es el plazo concedido por los accionistas de Research In Motion a Jim Balsillie y Mike Lazaridis para demostrar que su sistema de co-CEOs debe seguir adelante.

En caso contrario, deberán ceder a la presión de analistas e inversores, que critican la incompatibilidad y laxa diferenciación entre los roles de presidente y CEO que ambos ostentan. Sobre todo después de que las acciones de la compañía en el Nasdaq Stock Market se desplomaran un 49% durante el último trimestre, su peor registro desde 2002.

Northwest & Ethical Investments propuso el mes pasado acabar con la actual estructura de dirección y votarlo durante la junta anual de accionistas, que se acaba de celebrar en Ontario.

No obstante, la propuesta fue retirada al asegurar que el título de presidente ayuda a generar más negocio, especialmente en el exterior, con lo que Balsillie y Lazaridis acabaron ratificados en sus puestos con un 90% de los votos.

La compañía ha acordado ahora nombrar un comité para estudiar el funcionamiento del actual sistema y la aducida importancia del puesto de presidente. Y es que quieren “darles la oportunidad de demostrar que hay una razón de negocio real”, según informa Bloomberg.

Sus conclusiones serán emitidas antes del 31 de enero para que, si es necesario, la propuesta de división de papeles pueda ser presentada de nuevo en la reunión anual de 2012.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor