Un robot quema una caravana en Estados Unidos para reducir a un criminal

Empresas

En una historia que parece de ciencia ficción, un robot de la policía de Bristol, en el estado sureño de Tennesse, ha acabado destruyendo la caravana de un supuesto asesino que estaba siendo buscado por las autoridades.

La policía había localizado al criminal con el empleo de tecnología GPS así como con la ayuda de sensores de calor, y estaban convencidos de que en su caravana albergaba un importante arsenal, por lo que organizaron una operación especial comandada por el citado robot.

El androide inició el ataque lanzando varias granadas de gas para intentar reducir al sospechoso y conseguir sacarlo de su escondite, pero acabó quemando la caravana, ya que las granadas empleadas en la operación no estaban indicadas para espacios cerrados debido a su alto nivel de inflamabilidad.

La operación del robot terminó siendo un desastre ya que el sospechoso pudo salir de su caravana, aunque por fortuna para la policía acabó entregándose a las autoridades dos días después del incendio.

vINQulos

The Register

 

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor