Un buen motor de búsqueda = éxito de una tienda online

Empresas

Katrin Jaehenke, de FACT-Finder, argumenta que el 34% de los usuarios abandona una web en caso de no encontrar un producto que está disponible.

Los personas que visitan una tienda online pierden mucho tiempo para buscar y encontrar el producto que desean. El 50-80 por ciento de los visitantes va directamente al buscador, en función del producto que busca. Por lo tanto, si el buscador falla, la compra no se llega a realizar. Además, en el buscador los clientes formulan su deseo de compra. Ello se traduce en que la búsqueda de producto es el instrumento más importante para estudios de mercado dentro de una tienda online.
Más del 50 por ciento de los usuarios va directamente a la función de búsqueda, sin explorar el sitio web. Como primer aspecto cabe destacar el buscador. Éste debería estar colocado de tal manera que quedara a la vista del cliente; por ejemplo bajo el logo de la empresa, en el medio o encima del resultado de búsqueda, ya que son los zonas donde el visitante espera encontrar la ubicación del buscador. Una vez se ha realizado la búsqueda, el producto buscado se mostrará de nuevo en el espacio del buscador, para ayudar al visitante con sus buscas.
Si la tienda virtual no dispone de un motor de búsqueda o la búsqueda es a través de un link, el visitante se ve forzado a navegar por la tienda para buscar lo que desea. Lamentablemente, esto sucede a menudo y el resultado es que el cliente acaba frente a un nirvana de categorías y subcategorías, y al final no encuentra el producto buscado.
Un buen mecanismo de búsqueda debe ser capaz de hacer coincidir y encontrar los términos buscados exactamente en los datos de producto. De igual modo, ha de ser tolerante a fallos de escritura, palabras compuestas o modos diferentes de escritura o expresión. Según un estudio de Jacob Nielsen (Nielsen Norman Group), el 34 por ciento de los usuarios abandona la tienda online al no encontrar un producto aunque esté disponible en la tienda e intentará encontrarlo en la competencia.
Una solución habitual frente a los fallos de escritura es observar el fichero de registro del servidor de web (‘logfiles’) -sobre todo en el campo de las búsquedas-, para reconocer los diferentes modos de escritura o palabras clave adicionales más comunes. Una desventaja es el mantenimiento, los nuevos ‘mispellings’ o la escritura no relacionada automáticamente o cuando se empieza desde cero de nuevo cuando la gama de productos cambia.

Otra posibilidad es el empleo de un mecanismo de búsqueda tolerante a fallos que se basa en un algoritmo de similitud. El tiempo que transcurre desde que se hace la pregunta hasta que se obtiene la respuesta sobre el producto debería ser realmente corto. Si esto no es así y el tiempo de espera es largo, posiblemente el consumidor decida abandonar la tienda.

Una buena presentación de producto, a través de imágenes de calidad e información de interés sobre el mismo, son elementos claves para mostrar el primer nivel de resultados de búsqueda, dirigiendo al visitante hacia una sección específica y acortando el tiempo frente a largas listas que necesitan mucho tiempo para cargarse.

Conclusión: El 80 por ciento del conjunto de usuarios de una tienda virtual utiliza mecanismos de búsqueda. Si el comprador potencial visita una tienda es lógico que utilice el buscador para encontrar su producto. Si la búsqueda falla, la compra no se realiza. Debido a ello, no es suficiente que una tienda online disponga de un buscador estándar: necesita un mecanismo de búsqueda que sea tolerante a fallos o palabras con significados análogos, todo ello para facilitar la búsqueda al cliente para que la navegación no sea compleja.

 
– Potencial de Ventas Complementarias (‘Cross-Selling’)

En una tienda física, el vendedor sabe cómo brindar el producto deseado a sus clientes. Esto no sucede igual en una tienda virtual. En una tienda online la información no se reconoce en absoluto. Algunos buscadores de tiendas online ofrecen técnicamente la posibilidad de sugerir productos adicionales, pero el mantenimiento todavía tiene que ser realizado manualmente para cada producto. Así pues, ¿cómo los propietarios de las tiendas online pueden conseguir toda esta información de manera sistemática?.

En el registro de búsquedas (‘logfile’) se muestra el comportamiento de búsqueda del consumidor, es decir, cómo, cuándo y qué busca la gente. Con el análisis detallado de todo lo que éste realiza, el propietario recibe la información importante, tales como los ‘gaps’ en la gama de producto, la afinidad a ciertos productos visitados en un día o bien las tendencias de la temporada.
Los ‘gaps’ dentro de la gama de producto pueden ser descubiertos cuando dentro del registro de búsqueda estos productos son clasificados y conducen a resultado cero. Si estas condiciones de búsqueda son agrupadas según su periodicidad y se examinan, entonces rápidamente es posible descubrir los artículos que fallan en la gama de producto. Después los siguientes pasos a seguir son informar al departamento de compras acerca de la página de resultado con información sobre los productos que no han sido encontrados.

Sinónimos desconocidos

Si una búsqueda a menudo no conduce a ningún resultado, a pesar de que el producto esté disponible, entonces estas condiciones de búsqueda serán relacionadas con un ‘catálogo’ de búsqueda. De esta manera, la próxima vez el visitante encontrará productos, que son escritos de un modo diferente, pero tienen el mismo significado (la televisión, la TV, el televisor etc.).

Reconozca las estaciones

Si uno compara la frecuencia de búsqueda de ciertas palabras realizadas en un mismo día, rápidamente si se realiza un cambio de estación se conocerá el grado de diferencia. Ejemplo: la semana pasada (abril) se llevaron a cabo 148 búsquedas de ‘Bikini’. En la primera semana de mayo, 163 veces y en la segunda 732 veces. Es evidente que las veces que se ha buscado ‘bikini’ desde abril hasta la actualidad nos informa que el verano ha empezado.

Descubra tendencias

A menudo predecir la tendencia no es tarea fácil. Por lo tanto habrá que prestar especial atención sobre nuevas preguntas/palabras de búsqueda así como las combinaciones raras de palabras. Si una búsqueda se realiza de repente y con una cierta frecuencia, esto será lo que nos informará de una nueva tendencia.

 
Similitud de productos en función del tiempo

Si se compara la frecuencia en la que se realizan las búsquedas en determinados momentos del día, se puede observar cómo en esos momentos son muchos los diferentes productos por los que la gente pregunta. Los estudios demuestran que al mediodía la gente busca artículos, cuadernos y electrónica, mientras que por la mañana se buscan productos relacionados con la moda (sobre todo para mujeres). Las posibilidades se encuentran en función de la adaptación del escaparate online.

 
Ventajas sobre el marketing online

Tal y como se ha comentado con anterioridad, el registro de búsqueda facilita información acerca de errores ortográficos más comunes. Estos pueden ser trasladados para campañas publicitarias tales como Google-AdWords o Overture, ya que los clientes potenciales pueden hacer estos errores también cuando realizan sus búsquedas básicas en la Red.

 
Conclusión

Muchos propietarios de tiendas online no conocen el potencial de los registros de búsqueda y las facilidades y posibilidades que estos presentan, debido a que pueden impulsar las ventas y así influir en el éxito de una tienda online.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor