Una nueva especificación para el reciclaje de PC está en camino: ¿será la buena?

Green-ITInnovación

PAS 141 es el nombre de la especificación que permitirá reciclar toneladas de componentes informáticos y evitar otros destinos como los vertederos del tercer mundo.

La basura informática que se genera a nivel mundial está poniendo en peligro a muchos lugares debido a la contaminación generada al no ser reciclada de forma conveniente. En especial, aquellos lugares que, bajo la denominación de “plantas de reciclaje” simplemente sirven como cementerio de ordenadores y cualquier otro componente electrónico. Son lugares altamente contaminados del tercer mundo o de países en vías de desarrollo.

Los vertederos informáticos suponen una gran amenaza para el medioambiente
Los vertederos informáticos suponen una gran amenaza para el medioambiente

La especificación PAS 141, actualmente en fase de borrador pero que podría estar lista a finales de este mismo mes de marzo, promete acabar con estos peligrosos procesos gracias a una etiqueta especial para reutilizar este tipo de equipos usados. También promete evitar fraudes que llevan a cabo determinadas organizaciones para extraer datos personales de los discos duros teóricamente inservibles pero que con métodos de recuperación especiales es una tarea realmente fácil.

Y es que, “la reutilización de los equipos de TI es veinte veces mejor que su envío al vertedero”, asegura Gary Griffiths, responsable de la firma RDC, especializada en reciclaje. “Pero esta reutilización debe realizarse de forma segura”, justo una de las premisas de la especificación PAS 141.

A cargo de su desarrollo se encuentra la organización WAB (WEEE Advisory Board) que pretende mantener cualquier tipo de equipo electrónico fuera de la cadena de generación de basura.

Su iniciativa pasa por obligar a las empresas que se encargan del teórico reciclaje a tomar determinadas medidas durante todo el proceso, de tal forma que los usuarios finales que adquieren dispositivos de segunda mano lo hagan con todas las garantías de seguridad. De entre ellas destacan la inspección visual, prueba de seguridad del circuito eléctrico, test de funcionamiento, eliminación de los datos, desensamblaje, reparación y limpieza.

En la actualidad, las malas prácticas en este tipo de procesos de reciclaje son habituales, ya que se puede ganar mucho dinero siendo poco escrupulosos. Es, por tanto, de vital importancia que medidas como las propuestas con la especificación PAS 141 puedan salir adelante.

El ciclo de vida que pretende conseguir la organización WAB con la especificación PAS 141
El ciclo de vida que pretende conseguir la organización WAB con la especificación PAS 141


Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor