Varapalo judicial para el servicio de streaming Grooveshark

AlmacenamientoDatos y AlmacenamientoEmpresas

Un juez de Nueva York ha declarado a los responsables de la plataforma de streaming musical Grooveshark como culpable de un delito contra los derechos de autor.

Malas noticias para el portal Grooveshark después de que un juez federal de Nueva York haya declarado culpables a Escape Media Group, la empresa responsable del servicio de streaming, así como a sus fundadores Samuel Tarantino y Josh Greenberg, de un delito contra el copyright.

El magistrado indica en su sentencia que entre las violaciones cometidas por los fundadores destaca el hecho de que subieron al sistema cerca de 6.000 canciones para las que no contaban con licencias de emisión, y llamaron a sus empleados para que hicieran lo mismo con otros miles de temas.

La extensa librería de Grooveshark está formada actualmente por 20 millones de canciones, pero cuenta con el problema de que solo tiene acuerdos de emisión con pequeñas discográficas y no con los grandes sellos, exponen en el Wall Street Journal.

Fueron precisamente varios de estos últimos, un grupo integrado por Universal, Warner y Sony, los que acabaron llevando a Grooveshark ante los tribunales.

Además, la sentencia del juez americano también apunta que desde la empresa y sus fundadores destruyeron pruebas sobre los archivos que subieron a la plataforma.

De parte de Grooveshark han señalado su disconformidad con el veredicto judicial y han indicado que barajarán las acciones a tomar a partir de ahora, sin descartar la posibilidad de presentar un recurso de apelación.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor