Varios miembros de WikiLeaks crean un proyecto alternativo: OpenLeaks

Cloud

Algunos antiguos miembros de WikiLeaks han decidido montárselo por su cuenta con una página alternativa bautizada como “OpenLeaks”, que seguirá los pasos de la anterior aunque cambiará de modus operandi.

Esta página sólo hará llegar las filtraciones a medios, entidades o insituciones interesadas en la información, en lugar de hacerlos públicos en su página web o a través de los periódicos generalistas como hace WikiLeaks.

Uno de los creadores de OpenLeaks explica que decidieron abandonar el proyecto WikiLeaks por diferencias con su fundador y porque la gestión que realizaba Assange era “demasiado autoritaria”.

Explica también que, a diferencia con WikiLeaks, ellos se basarán “en una red informática segura en la que habrá un buzón muerto en el que poder dejar y tomar información”.

Los fundadores de esta escisión de WikiLeaks hacen hincapié en la seguridad de su red, que contará con códigos cifrados para evitar que las personas que filtren la información puedan ser descubiertas como ha ocurrido con el supuesto responsable de la última gran filtración de WikiLeaks.

Los socios de esta plataforma podrán ser periódicos, grupos de derechos humanos, sindicatos o gobiernos, y tendrán que pagar cuotas mensuales de entre 200 y 500 euros, que servirán para financiar la página y pagar a sus trabajadores.

vINQulos

EFE

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor