Las ventas de SAP caen un 9,2% y ascienden a 2.510 millones de euros

CloudEmpresas

SAP ha anunciado sus resultados financieros preliminares correspondientes al tercer trimestre de 2009, período en el que los ingresos de la compañía subieron, si bien no cubrieron las expectativas de crecer un 12%.

Los datos preliminares facilitados por SAP revelan que los ingresos netos de la compañía aumentaron en el tercer trimestre, llegando a los 435 millones de euros, frente a los 389 millones de un año antes, mientras que las ventas cayeron un 9,2% hasta los 2.510 millones de euros.

Aunque positivas, las cifras alcanzadas en el tercer trimestre chocan con las previsiones barajadas por la compañía, que apuntaban que el trimestre arrojaría unos beneficios netos de 454 millones de euros y unas ventas de 2.630 millones de euros.

Según Werner Brandt, CFO de SAP, “los ingresos del tercer trimestre procedentes de la venta de licencias de software y de servicios relacionados fueron inferiores a lo esperado, debido principalmente a la difícil situación de los mercados emergentes y Japón”. En concreto, los ingresos del software y servicios relacionados bajaron hasta los a 1.940 millones de euros, frente a los 2.040 millones alcanzados en el mismo período de 2008. “Si bien estamos viendo señales de estabilización en el panorama general, el mercado sigue estando difícil”, añade Brandt.

A lo largo del trimestre, la compañía ha seguido manteniendo un férreo control de sus costes, política que le ha llevado a recortar 2.900 puestos de trabajo en los primeros nueve meses, dando lugar a un cargo por reestructuración de 186 millones de euros.

Respecto al cómputo anual, y ante las cifras del tercer trimestre, inferiores a lo esperado, SAP ha reducido su pronóstico de ventas por segunda vez este año. Así, espera que los ingresos del software y los servicios relacionados caigan entre un 6 y un 8% en 2009 en unidades monetarias constantes, y excluyendo una amortización de la adquisición de Business Objects. En la anterior previsión emitida en julio, se había previsto una caída del 4 al 6% respecto a 2008.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor