Las ventas de Thomson caen un 11%

Empresas

La compañía ha decidido no pagar a los accionistas el dividendo de 0,33 euros anunciado hace dos meses.

Thomson ha anunciado hoy unas ventas de 1.016 millones de euros en el primer trimestre de 2008, lo que representa una caída del 11 por ciento frente al mismo período del año anterior. Y, ante esta situación, la compañía ha decidido no pagar a los accionistas el dividendo de 0,33 euros por acción previsto hace dos meses.
La principal caída de la facturación del grupo se registró en la división de sistemas, donde el volumen de negocios en el primer trimestre del año alcanzó los 465 millones, un 12,8 por ciento menos que el año pasado. El grupo francés no ha podido escapar a las malas condiciones del mercado y a la debilidad del dólar, por lo que, a la vista del bajón de las ventas, se plantea llevar a cabo una serie de acciones para simplificar su organización y mejorar su rentabilidad, para poder reducir en unos 50 millones de euros los costes operativos en el conjunto del año.
“Nuestra rentabilidad no es satisfactoria y por eso adoptamos todas las medidas necesarias para simplificar el grupo y mejorar nuestra rentabilidad’, ha asegurado Julian Waldron, director general de la compañía gala.
Thomson prevé un nuevo descenso de su volumen de negocios en el segundo trimestre del año que cifra entre el 6 y el 8 por ciento, por lo que el grupo centrará todos sus recursos en su oferta de servicios, sistemas y tecnologías de alto valor añadido.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor