El vídeo, protagonista de las pantallas ‘de bolsillo’

Empresas

El vídeo protagonizará el 72% del tráfico móvil en 2019 de internet.

Las posibilidades que ofrece internet en el campo del ocio, sobre todo en lo que a consumo de contenidos multimedia se refiere, son infinitas.

La accesibilidad de internet no es la única ventaja que tira del consumo de vídeo. La expansión de dispositivos móviles con pantallas más grandes, la creciente cobertura de conexión 4G y el nacimiento de competentes plataformas que ofrecen contenidos multimedia a bajo coste son también factores a tener en cuenta.

Ya es posible consumir contenidos en vídeo desde cualquier dispositivo y desde cualquier lugar.

Según datos del Informe sobre la Sociedad de la Información de Telefónica correspondiente a 2014, el 27% de los usuarios españoles que tiene un smartphone lo usa para consumir vídeo.

El porcentaje asciende al 33,8% en cuanto a los usuarios de tablets, y se dispara al 64% entre los usuarios que acceden vía ordenador de sobremesa. El uso de las consolas con este fin es aún residual (un exiguo 8%).

Los porcentajes seguirán en aumento en los próximos años; no será tanto por el aumento del número de dispositivos en el mercado en sí, sino por el aumento del consumo de contenidos en vídeo. Esto es, los usuarios móviles de este futuro inmediato consumirán contenido multimedia en grandes dosis.

Y es que según este informe, el número de smartphones aumentará un 16,7% a nivel mundial en 2019 en comparación con cifras de 2014. El tráfico vía smartphone crecerá un 60% en el mismo plazo. El volumen de tablets en el mercado se disparará un 32% y el tráfico de datos a través de estos dispositivos lo hará un 83,4%.

Así, prevé que el consumo de vídeo a nivel global genere la mayor parte del tráfico móvil en 2019. En concreto, la compañía estima que en cuatro años el vídeo protagonizará el 72% del tráfico. Para entonces, destaca, el 68% del tráfico móvil total correrá por redes 4G.

Estas previsiones de crecimiento ofrecen grandes oportunidades de crecimiento a diversos sectores, uno de los principales, el de la publicidad.

En 2014, el gasto en vídeos publicitarios para dispositivos móviles se dobló en 2013 hasta los 1.500 millones de dólares sólo en los EEUU. Se espera que alcance un volumen de 6.000 millones de dólares en 2018.

Según recoge TechCrunch, gigantes de la publicidad como Yahoo o AOL están invirtiendo en la producción, explorando formas de sindicación y asociación con terceros y construyendo infraestructura para soportarlo.

Las agencias creativas y empresas de publicidad por su parte están volcando sus esfuerzos en reinventarse en el entorno móvil.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor