La virtualización traspasa la frontera de los servidores

CloudOperadoresRedesSoftwareVirtualización

Los principales actores de software se centrarán cada vez más en el desktop y
la gestión global de los CPDs, incidiendo en campos como la alta disponibilidad,
la recuperación frente a desastres o la eficiencia energética

Una vez que la virtualización de plataformas tecnológicas se ha convertido en
toda una nueva tendencia al alcance de cualquier compañía, los principales
fabricantes van posicionando sus ofertas con el fin de hacerse su particular
hueco en el mercado.

La virtualización de servidores sigue siendo la gran tendencia, destinada a
correr de forma simultánea múltiples sistemas operativos y aplicaciones en la
misma máquina, consolidando así los centros de datos y reduciendo el consumo de
energía.

Sin embargo, los principales actores de este segmento de mercado cada vez se
centran más en otros dos aspectos que serán claramente los protagonistas del
futuro: la virtualización del entorno desktop y la gestión global de los
entornos virtualizados, es decir, la correcta administración de las herramientas
de virtualización implantadas tanto en servidores como en PCs en el marco del
centro de datos.

En este sentido,
VMware,
Microsoft y
XenSource han mostrado
sus cartas recientemente, desvelando su apuesta de futuro por controlar el
mercado de virtualización de sistemas y aplicaciones que corren sobre chips
estándares.

Comenzando por VMware, la compañía perteneciente al gigante del
almacenamiento EMC acaba de celebrar en San
Francisco una nueva edición de su feria VMworld. Como firma que ostenta más del
85 por ciento de cuota de mercado, VMware se posiciona a sí misma como un
proveedor de software ?agnóstico’ o transparente para el usuario.

Como últimas novedades, ha presentado nuevas soluciones -VMware Site Recovery
Manager o Virtual Desktop Manager 2- que extienden su propuesta de
virtualización hacia nuevos campos de gestión global, como la recuperación
frente a desastres o la centralización de la administración de los puestos de
trabajo.

La guerra del ?hypervisor’

En este interés por extender el alcance de la mera virtualización servidor,
hay un elemento esencial: la tecnología conocida como ?hypervisor’. Se trata de
un software que corre por encima del hardware (PC o servidor) capaz de gestionar
los recursos de las máquinas, con la particularidad de que su código puede ser
ejecutado directamente por el procesador y por tanto es neutral frente al
sistema operativo, limitando así el protagonismo del sistema operativo en los
procesos y tareas de la virtualización.

Tanto VMware como XenSource disponen de tecnología hypervisor, que ofrecen
gratuitamente, y sobre esta tecnología comercializan sus soluciones de gestión
de entornos virtualizados y esta nueva aproximación hacia el desktop.

De hecho, VMware acaba de ir todavía más allá anunciando un nuevo hypervisor
-ESX Server 3i- que puede llevarse en una memoria Flash y ser embebido
directamente en servidores o arrays de almacenamiento de fabricantes como
Dell,
IBM,
HP, EMC o
NetApp.

Al reducir el ?peso’ de la tecnología hypervisor será así más sencillo
extender las ventajas de la virtualización a nuevas aplicaciones y campos, como
la alta disponibilidad, la seguridad o la eficiencia energética.

Por su parte, XenSource, compañía que anunciaba recientemente su adquisición
por parte de Citrix,
cuenta con el hypervisor Xen, y acaba de renovar su herramienta de gestión de
los entornos virtuales con el lanzamiento de XenEnterprise v4, la alternativa a
la solución VMware Infraestructure 3.

El reciente anuncio de adquisición por parte de Citrix da todavía más sentido
a esta aproximación. Dado que Citrix está especializada en el despliegue de
aplicaciones desde el CPD a los usuarios, gracias a la tecnología Xen sería
posible optimizar aún más el acceso de los PCs a suites completas -aunque
virtuales- de aplicaciones y sistemas operativos.

Mención especial merece también la relación que Citrix y Microsoft han
mantenido durante 15 años como partners. Ahora que Citrix cuenta con su propia
tecnología de virtualización, entrará a competir con Microsoft. No obstante, los
responsables de la compañía ya han dejado claro que Citrix diseñará nuevas
herramientas de gestión global que puedan gestionar tanto XenSource como los
productos de virtualización de Microsoft, como ya había informado
silicon.

Apuesta de Microsoft

En esta particular guerra por ganar cuota de mercado y ser el primero en
potenciar la gestión global y la virtualización del desktop, Microsoft tiene sus
propias armas.

La firma de Bill Gates cuenta con diversas soluciones: Virtual Server como
software básico para máquinas virtuales, SoftGrid para la parte de
virtualización de los PCs y portátiles, y acaba de terminar el diseño de Virtual
Machine Manager como se puede leer en
silicon.,
una herramienta de gestión que forma parte de la suite System Center.

Esta solución facilitará en parte esa anhelada gestión global, permitiendo al
usuario desplegar el software Microsoft Virtual Server, convirtiendo los
servidores físicos en virtuales y migrando desde máquinas virtuales de VMware al
propio sistema de archivos de Microsoft.

Sin embargo, Microsoft aún no dispone de su propia tecnología hypervisor,
aunque está en vías de solucionarlo. Con el nombre oficial de Viridian, su
hypervisor llegará al mercado previsiblemente seis meses después del lanzamiento
oficial del próximo Microsoft Windows Server 2008, previsto para febrero del
próximo año.

Cifras de mercado

Teniendo en cuenta que los tres grandes actores del mercado de virtualización
cuentan tanto con ofertas gratuitas como de pago -y sin olvidar los esfuerzos de
Intel y AMD por hacer compatible la tecnología con sus procesadores- la próxima
apuesta común es la gestión global de las plataformas (servidor y desktop),
desde una única consola o punto de administración.

Las cifras de mercado que manejan las consultoras respaldan esta tendencia.
Según IDC, el volumen de negocio generado por software y servicios de
virtualización ascenderá a 11.700 millones de dólares para 2011, duplicando los
5.500 millones de dólares generados en 2006.

Igualmente, los negocios globales gastarán 20.000 millones de dólares en
hardware servidor de aquí a 2010, y un 68 por ciento de ellos tendrán
particiones basadas en la virtualización. Así, se espera que los servidores
virtuales crezcan a un ritmo del 41 por ciento anual.

Con respecto a la plataforma desktop, se espera que en los próximos cinco
años haya nada menos que 30 millones de PCs virtualizados. Y es que la
virtualización desktop alcanzará los 2.000 millones de dólares para 2011.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor