Ya está disponible SUSE Cloud 4 para la implantación de nubes privadas

CloudDatacenterSoftware

Incorpora la última versión de OpenStack, soporte completo del sistema de almacenamiento de Ceph, capacidades avanzadas de VMware y una mayor escalabilidad y automatización.

SUSE Cloud 4 es la nueva versión de la distribución de OpenStack de SUSE para la construcción de Infraestructuras de nube privada como servicio a través de estándares abiertos.

suse_cloud_logoBasada en la última versión de OpenStack, conocida como Icehouse, cuenta con el soporte completo del sistema de almacenamiento distribuido Ceph, capacidades avanzadas de VMware y un entorno de nube hipervisor con una variada capacidad de selección e interoperabilidad de sus diseños, al incluir KVM, Xen, Microsoft Hyper-V y VMware vSphere.

En el comunicado distribuido con motivo de su lanzamiento, la compañía resalta los cuatro principales beneficios que SUSE Cloud 4 ofrece a sus clientes.

El primero es la reducción de costes. Esto se consigue mediante la implementación de una solución de almacenamiento definido por software basado en el sistema de almacenamiento distribuido Ceph, que permite a las empresas configurar e implementar clústeres automáticamente.

La segunda ventaja es que es posible maximizar las inversiones de VMware a través de una mayor integración entre los entornos VMware vSphere existentes y OpenStack. Y es que ahora se incluyen innovaciones avanzadas de VMware para la gestión de imágenes y soporte para VMware Virtual SAN, además de apoyo previo para nodos de computación VMware vSphere, virtualización de redes VMware NSX y el controlador de vSphere para el almacenamiento de bloques.

En tercer lugar, sobresale por suponer el despliegue simplificado de la carga de trabajo, al tiempo que proporciona un mayor nivel de escalabilidad y automatización. La estandarización de servicios como base de datos, balanceo de carga y firewall-as-a-service hace que sea más rápido desplegar cargas de trabajo, eliminando la necesidad de los usuarios de administrar y configurar estos servicios por sí mismos.

Finalmente, SUSE Cloud 4 mejora la escalabilidad de la aplicación a través de una integración más estrecha entre el servicio de orquestación que automatiza el control y la coordinación de múltiples máquinas virtuales, basándose en un conjunto de plantillas predefinidas y el resto de los servicios en la nube, tales como computación, almacenamiento y redes.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor