Al 72 % de los teletrabajadores les gustaría modernizar sus conocimientos con ayuda de la gamificación

Gestión EmpresarialTrabajoWorkspace

Entre otros juegos, apuestan por los de corte competitivo como las escape rooms.

Formar a los empleados para que cumplan frente a las nuevas necesidades empresariales, por los efectos provocados por la pandemia, y mantenerlos motivados aunque trabajen desde casa, separados de sus compañeros, son dos grandes retos de las compañías en la actualidad.

Hay organizaciones que están recurriendo a métodos como la gamificación para afrontar ambos desafíos.

La gamificación replica la mecánica de los juegos en el entorno de trabajo. El 72 % de los profesionales que comenzó a trabajar a distancia el pasado año confiesa que le gustaría modernizar con juegos digitales la formación que recibe por parte de las empresas. Así lo desvela una encuesta entre teletrabajadores de distintos países, incluida España, publicada por la startup Emeraude Escape.

“La gamificación en el ámbito laboral aumenta un 600 % el compromiso de los empleados con sus empresas”, dicen los autores del estudio. “Por ello, no sorprende que, durante la pandemia, creciera el número de empresas españolas que apostaron por los juegos online para mantener la relación con sus empleados y mejorar la unión de los equipos que trabajaban a distancia”.

Permite “mejorar el aprendizaje de los empleados gracias a que éstos retienen más fácilmente los conocimientos y, además, les ayudan a desarrollar nuevas habilidades como el liderazgo, la organización o el trabajo en equipo”, apuntan desde Emeraude Escape.

Un 66 % de los empleados señala la relación con sus colegas como uno de los principales factores para permanecer en una empresa. Y la gamificación podría ayudar a retener talento, relacionando a compañeros entre sí aunque se encuentren en distintas ubicaciones y creando comunidad. De hecho, más del 70 % tiende a ser más productivo cuando tiene buenas relaciones en el trabajo.

Otro 68 % de los encuestados apostaría, para ello, por la participación en juegos competitivos como las escape rooms.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor