Apple ya tiene un prototipo de iPhone con pantalla plegable

ComponentesMovilidadSmartphones

Hace tiempo que se conocen las patentes de que dispone Apple sobre mecanismos y pantallas plegables, pero ahora ya se comienza a rumorear el inicio de pruebas en prototipos que podrían terminar (o no) con la comercialización de un iPhone plegable.

La empresa de Cupertino ya habría iniciado las pruebas preliminares de funcionamiento de un iPhone con pantalla plegable. Algo que ya no representa una completa novedad en el sector de telefonía móvil, de hecho ni siquiera se ha generalizado y son escasas las marcas que han apostado por esa opción: Samsung, Motorola, Huawei y poco más.

Un formato que cuenta con detractores y defensores, con innegables ventajas (poder llevar un pequeño tablet en el espacio que ocupa un smartphone no demasiado grande) y más de un inconveniente, sin ir más lejos la fragilidad del complejo mecanismo de la bisagra o la huella que casi siempre termina marcándose en la pantalla.

Pruebas internas

El prototipo estaría destinado a servir de banco de pruebas internas en Apple, que aún no tendría unos planes firmes para convertirlo en un modelo de producción, por lo que podríamos descartar verlo aparecer en una próxima presentación de la marca en otoño.

Además, por lo visto el prototipo no se trataría de un dispositivo completo sino de únicamente la pantalla y lo necesario para su funcionamiento, según indican fuentes internas de la empresa que buscan permanecer en el anonimato. Estas mismas fuentes apuntan a que por el momento, y como sucede con los terminales de las marcas antes mencionados, en Cupertino aún no se habría logrado solucionar satisfactoriamente la marca que los sucesivo dobleces van dejando con el tiempo y el uso en la parte de la pantalla que se dobla.

Una alternativa podría ser aproximarse a la solución que ha explorado Microsoft en un dispositivo similar. En lugar de una única pantalla continua que se dobla por su mitad cada parte del dispositivo tendría una pantalla y la bisagra tendría el marco mínimo para disminuir en la medida de lo posible la distancia entre ambas. Pero por muy delgado que llegue a ser ese espacio el aspecto sigue siendo el de dos pantallas y no el de una única pantalla.

Lea también :