¿Buscando almacenamiento portátil? Esto es lo que deberías tener en cuenta

AlmacenamientoDatos y Almacenamiento

Las 4 claves para seleccionar el mejor almacenamiento SSD portátil.

Tras la pausa estival llega el regreso de la rutina laboral y son muchos los profesionales que necesitan productos de almacenamiento portátil. Uno de los líderes del sector de producto de memoria, Kingston, ha señalado los puntos más destacados que debe tener en cuenta quien vaya a elegir un producto SSD, una memoria de estado sólido que opera como un disco duro.

Pero en este caso es una unidad externa y portátil, capaz de almacenar datos para llevarlos de un lado a otro, pero con mejoras en rapidez, capacidad o durabilidad. Esto lo convierte en imprescindible para creadores de contenido (streamers, youtubers, influencers…) al permitir volcar el contenido con rapidez en un dispositivo de reducido tamaño, con una gran portabilidad que ofrece la máxima libertad de movimientos. Por otro lado este tipo de dispositivos son una gran solución como backup donde almacenar copias de seguridad y mantener un respaldo de información y datos.

Dado que no siempre es sencillo efectuar una elección acertada entre los distintos tipos de dispositivos de almacenamiento SSD disponibles (discos duros, unidades de memoria flash USB, tarjetas de memoria…), desde Kingston han simplificado la labor de búsqueda.

Cuatro claves a tener en cuenta
  • Almacenamiento: Cuando se generan mucho archivos con mucha frecuencia, como en el caso de los creadores de contenido, y además estos son de gran tamaño (como vídeos en resolución 4K/8K) es necesario disponer de la máxima capacidad de almacenamiento para poder guardarlos todos y además con la máxima calidad.
  • Velocidad: Los discos duros tradicionales pueden tardar mucho tiempo en gestionar la transferencia de archivos, pero los soportes de estado sólido SSD tienen velocidades que multiplican por diez estas tasas de transferencia y/o de grabación, algo esencial en casos como los mencionados vídeos en resoluciones 4K/8K que generan archivos de gran tamaño.
  • Durabilidad: Los discos duros tradicionales, que incluyen partes móviles y mecanismos, tienen una duración muy inferior a la de las memorias SD de estado sólido que prescinden de dichas tecnologías. Tanto en capacidad de datos escritos como en horas de uso sin fallos el rendimiento es muy superior a favor del SSD. Pero además también presentan una mayor resistencia a fenómenos
    externos como temperaturas, agua, polvo…
  • Tamaño: Si una de las condicione a tener en consideración es la de la portabilidad, aquí el SSD resulta imbatible, con tamaños y peso muy reducidos. Si se trata de buscar un equilibrio entre capacidad de almacenamiento y portabilidad, los dispositivos de estado sólido tendrán siempre más factores a su favor.

Lea también :