CNIL (agencia de protección de datos francesa) multa con 100 millones a Google y con 35 millones a Amazon por uso inadecuado de cookies

LegalRegulación

La razón para tan cuantiosas sanciones es que ambas multinacionales habrían depositado en los equipos de quienes usan sus servicios cookies sin haber solicitado expresamente el consentimiento o facilitando insuficiente información de las finalidades de dichas cookies.

La protección de datos es una exigencia cada vez mayor y así lo atestiguan sanciones como la recién impuesta en Francia a Google o Amazon por la inadecuada utilización de las cookies.

Las pequeñas piezas de información que se intercambian el navegador y la web sobre el funcionamiento e historial de visitas y utilización de Internet suponen uno de los bienes inmateriales protegidos por las legislaciones en materia de protección de datos en la Unión Europea. En este caso no se trata de una infracción del Reglamento General de Protección de Datos (RGPD) de aplicación en toda la UE sino de una infracción contra la legislación local francesa, la Loi Informatique et Libertès que sería equivalente en este caso al artículo 22 de la LSSI (Ley de Seguridad de la Sociedad e la Información), como transposición de la Directiva comunitaria ePrivacy.

Francia contra Google

En este caso la CNIL ha impuesto dos sanciones diferentes. Una de ellas se refiere a la instalación de cookies permanentes con función de seguimiento de la actividad en Internet del usuario, siendo la otra sanción por hacerlo con fines publicitarios. El problema aquí es no haber recabado el consentimiento expreso del usuarios para la instalación de tales cookies.

El monto total de ambas sanciones asciende a 100 millones de euros, dirigidas respectivamente contra la matriz de Google en Estados Unidos de América y contra la sucursal europea de la empresa, domiciliada en Irlanda.

Francia contra Amazon

En este caso el motivo es la falta de información al usuario sobre la utilización de cookies, que quedaban instaladas en su equipo informático (ordenador o dispositivo móvil) sin solicitar su conocimiento. La CNIL ha considerado insuficiente la advertencia que se lanza desde Amazon: “Al utilizar este sitio web acepta nuestra utilización de cookies para que le ofrezcamos un mejor servicio”, añadiendo un enlace donde se ampliaba la información.

La sanción dirigida contra Amazon es de 35 millones de euros.

Lea también :