Dassault Systèmes quiere democratizar el uso de sus aplicaciones industriales

ColaboraciónERPFabricantes de SoftwareProyectosSoftware

La nueva plataforma 3DEXPERIENCE.WORKS facilitará el uso de herramientas de diseño, simulación , fabricación y colaboración a empresas de cualquier tamaño.

Especial desde Dallas, Estados Unidos

Estos días se está celebrando una nueva edición de SOLIDWORKS World, el congreso anual que organiza el fabricante para reunir a clientes y partners, así como analistas y prensa.

La organizadora es SOLIDWORKS, perteneciente al gigante Dassault Systèmes y nacida en 1993 con la intención de llevar la potencia del diseño 3D a todos los usuarios. Pronto se dieron cuenta de que necesitaban expandirse a cualquier área industrial o de la ingeniería y fabricación en general. También que era necesario proporcionar herramientas más allá del diseño para que las organizaciones pudieran gestionar todos los procesos de negocio.

La compañía abordó esta evolución con una combinación de crecimiento orgánico (bajo el paraguas de la matriz francesa) y adquisiciones, una estrategia exitosa que dio como resultado la plataforma 3DEXPERIENCE, con la que buscaba unificar todos los procesos que forman  parte del ciclo de vida de cualquier producto, desde el concepto a su entrega, pasando por el diseño, la simulación, la realización, la gestión del pedido, y la producción.

Teniendo en cuenta que aquí se pueden involucrar todos y cada uno de los departamentos de una organización, proponer una plataforma que pueda ponerles en contacto para gestionar esos procesos suponía un avance realmente importante, un antes y un después en la eficiencia empresarial. Ese es el secreto del éxito de SOLIDWORKS: ir más allá de una herramienta de diseño 3D para proporcionar también una plataforma PLM y un ERP, todo ello conectado.

Pero ha sido una evolución que no se para en este punto, tal y como señalaba Gian Paolo Bassi, CEO de SOLIDWORKS, al que tuvimos la oportunidad de entrevistar en exclusiva para los lectores de Silicon.

Gian Paolo Bassi, CEO de SOLIDWORKS

Ya en el comienzo de la sesión inaugural, confirmaba que la edición del año que viene, que se celebrará en la ciudad de Nashville, cambiará de denominación a 3DEXPERIENCE World 2020, un claro mensaje de la relevancia que tiene la plataforma para el fabricante de software industrial.

“Queremos que el nombre de nuestro evento refleje lo que buscamos proporcionar a nuestros clientes. Será un evento de 3D, de diseño, de innovación… pero sobre todo de experiencia”, explicaba Bassi.

De esta forma, el software SOLIDWORKS pasará a ser un pilar más en la estrategia de la plataforma 3DEXPERIENCE, y no al revés, como había ocurrido hasta ahora. Es cierto que la compañía se arriesga a generar descontento en muchos usuarios de SOLIDWORKS que han estado presentes año tras año en este congreso, pero es un paso que hay que dar como parte de la transformación que necesita la industria para responder a la creciente demanda de sus clientes.

La expansión de 3DEXPERIENCE hacia el “mainstream”

Otro de los síntomas de la relevancia que gana su plataforma se encuentra en el principal anuncio realizado por Dassault Systèmes durante esta edición: 3DEXPERIENCE.WORKS. Se trata de un nuevo conjunto de herramientas industriales adaptadas a las necesidades de pequeñas y medianas empresas, un movimiento para cubrir un perfil de empresas que hasta ahora no tenían acceso a aplicaciones tradicionalmente reservadas a grandes organizaciones: Según sus cálculos, a nivel mundial hay un cuarto de millón de pequeñas y medianas compañías relacionadas con la fabricación a nivel industrial en cualquiera de sus ramas que gastan anualmente 5.000 millones de dólares en software de ERP.

3DEXPERIENCE.WORK combina herramientas de colaboración y gestión de los datos con el diseño, la simulación y la fabricación, pero además en un entorno unificado sencillo de utilizar para que los usuarios que acceden a estos recursos puedan ser más eficientes y responder más rápido a las necesidades del mercado.

Así definía Bassi este lanzamiento: “Queremos proporcionar la excelencia a todos nuestros clientes, sea cual sea su tamaño. Nuestro objetivo siempre ha sido encontrar las soluciones por las que los clientes están sufriendo a la hora de llevar a cabo el camino de la digitalización. 3DEXPERIENCE.WORK es una nueva categoría de soluciones para cubrir  las necesidades del mercado, mejorar la usabilidad y sacar el partido de los datos”, declaraba.

En el corazón del nuevo portfolio se encuentra DELMIAWORKS, la tecnología proveniente de la compañía IQMS, recientemente adquirida por Dassault Systèmes. Se trata de un portfolio de soluciones de ERP enfocadas a entornos industriales, fabricación e ingeniería que ya inicialmente se dirigía a la pyme (y con la que el fabricante llevaba trabajando desde hace tiempo hasta la adquisición). Este perfil de empresa, según Gary Nemmers, CEO de DELMIAWORKS, tiene una particularidad a la hora de gestionar pedidos, clientes…: “Usan herramientas avanzadas para el diseño, la simulación y fabricación de sus piezas industriales, pero gestionan sus recursos empresariales con hojas cálculo  en Excel. Con las herramientas modernas de DELMIAWORKS se cambia radicalmente este paradigma”.

Ciertamente, los organizaciones de tamaño medio necesitan soluciones digitales que puedan compensar sus limitaciones a la hora de llegar a nuevos clientes y mercados. Es es el objetivo de 3DEXPERIENCE.WORK, “proporcionar un entorno unificado y colaborativo que mejore la eficiencia, agilidad y empodere a los trabajadores” tal y como clamaba Bernard Charlès, vicepresidente y CEO de Dassault Systèmes, principal valedor de la particular transformación que está experimentando la multinacional francesa.  

Gary Nemmers, CEO de DELMIAWORKS, muestra la gestión de todo el ciclo de negocio que cubre 3DEXPERIENCE.WORKS

 

Lea también :
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor