Sistemas OperativosSoftwareWorkspace

E-Mail 'El PSOE aragonés vota no al software libre' To A Friend

Email a copy of 'El PSOE aragonés vota no al software libre' to a friend

* Campo requerido






Separe multiples entradas con una coma. Máximo 5 entradas.



Separe multiples entradas con una coma. Máximo 5 entradas.


Enviar verificación de imagen

Cargando ... Cargando ...
0

“Introducir software libre en la administración es imponer un modelo de software al ciudadano….” indicó la representante del PSOE Ana García Mainar para votar negativamente a la propuesta. Casi nada.

Propuesta, (en este caso promovida por el Partido Popular, aunque no es cuestión de hacer partidismos con esto), que confirma la grave incultura de nuestros políticos de lo que es y representa el software libre, o lo que es peor, los intereses ocultos perversos de algunos de ellos con determinados proveedores.

Bajo el título “Crónicas negras desde las Cortes de Aragón” en la web Camyna nos explican la proposición a debate que en varios puntos solicitaba que la Universidad de Zaragoza realizara un estudio de necesidades para la sustitución paulatina de Microsoft Office por la suite ofimática abierta OpenOffice.org, y los sistemas operativos Windows por otros de código abierto.

La propuesta iba enfocada al ahorro de una parte de los 10 millones de euros que cuesta dicho software a la administración regional y a la no dependencia de un solo proveedor de software cerrado.

Finalmente, fue aprobada la propuesta de estudio pero no la de implantación por lo que la misma queda en nada y los 46.000 ordenadores de la Diputación General de Aragón mantendrán su flamante dúo Windows+Office.

Gabriel del Molino, responsable de la compañía de nuevas tecnologías CAMYNA, que ha sacado a la luz la información tras asistir a los debates, indica que “He salido con pena de allí, me ha parecido una tomadura de pelo, y espero que esto trascienda a la sociedad y se enteren todos los ciudadanos que parte de nuestros impuestos van destinados a enriquecer mas aún al señor Gates, y que ese dinero nos lo podríamos evitar”.