El regulador británico de la competencia investigará la compra de ARM por Nvidia

Adquisiciones y FusionesEmpresas

La compra de ARM por Nvidia será investigada por el organismo británico de supervisión de la competencia

Los planes anunciados por Nvidia de adquirir al fabricante británico de microchips ARM serán objeto de un intenso escrutinio por parte del organismo regulador de la competencia de Reino Unido, a través de una investigación que determinará no solo si la adquisición supone una amenaza para la competencia del mercado sino que además evaluará si existe algún riesgo contra la seguridad nacional como consecuencia de dicha operación.

El gigante japonés de la tecnología SoftBank acordó la venta de ARM a Nvidia en septiembre del año 2020 en una de las transacciones más abultadas de los últimos tiempos por valor de 40.000 millones de dólares, Y aunque este fabricante pueda no ser tan conocido popularmente como Intel o Qualcomm una de las empresas tecnológicas más importantes de Reino Unido, razón por la que el gobierno británico contempla con tanta cautela esta operación.

La CMA (Autoridad de Competencia en el Mercado, organismo británico regulador de la competencia) recibió una petición el pasado mes de abril para iniciar una investigación sobre esta compra cuyo resultado inicial mostró indicios de que la compra de ARM por parte de Nvidia podría suponer un riesgo para la competencia en cuatro sectores concretos del mercado:

  • Centros de datos
  • Industria del videojuego
  • Industria del automóvil
  • Internet de la Cosas (IoT)

Más adelante en ese proceso preliminar de evaluación de la situación se ha llegado además a la conclusión de que dado el carácter estratégico del sector de los microchips, la compra de una empresa tan relevante como ARM podría entrañar además un riesgo para la seguridad nacional de Reino Unido.

Lea también :