La confianza es, para Mitek, la pieza clave en la era digital

MarketingPagos ElectrónicosSeguridad

Mitek analiza cómo generar confianza en tiempos de chatbots, inteligencia artificial y deepfakes, un desafío cada vez más necesario para empresas y usuarios en la era digital.

Los tiempos han cambiado, eso nadie lo duda. Hoy vivimos en una sociedad digital en la que se ha transformado desde la forma en la que nos relacionamos a la que consumimos, pagamos o nos entretenemos.

Un mundo eminentemente digital que la pandemia ha impulsado todavía más y en el que la confianza es la piedra angular, según la compañía Mitek, especialista en soluciones de verificación de identidad digital.

Así y en el transcurso de un evento en el que la compañía estableció un interesante paralelismo entre la transformación de la sociedad y la de la denominación de origen de los vinos de La Rioja, Xavier Codó, CEO de España y Portugal de Mitek señaló cómo “a raíz del distanciamiento social y las restricciones impuestas por la pandemia, durante las que muchas más personas han optado por servicios digitales, como banca online y comercio electrónico. Esto ha llevado a las empresas a tomarse mucho más en serio el alta online de nuevos clientes”.

El onboarding digital

El llamado onboarding digital, “en el caso concreto de la banca online, ya estaba en la hoja de ruta de las entidades financieras pero ahora ha pasado ha ser una prioridad, tanto para la captación como para la retención de clientes”, ha señalado por su parte Jaime Enríquez, Customer Success Manager en Mitek Systems.

Un onboarding donde resultan esenciales tecnologías como la biometría avanzada, que permite triangular la información de los documentos de identidad y del propio usuario, o la NFC, para leer la información de los chips de los documentos sin contacto físico, contribuye a facilitar y agilizar el proceso, explican desde Mitek.

Pero la pandemia no solo ha acelerado la digitalización de la sociedad sino que con algunas de sus mayores consecuencias como es el distanciamiento social o el teletrabajo también se ha incrementado el fraude online y los perfiles de personas que realizan fraude de suplantación de identidad.

Fraude y deepfakes

“Por una parte, encontramos un perfil tecnológico alto, y por otra, un perfil bajo, correspondiente a personas afectadas por la crisis económica. Este último caso suele elaborar falsificaciones burdas fácilmente detectables. Es el primer perfil el que plantea un problema real para las empresas, ya que a menudo se trata de bandas organizadas, que realizan falsificaciones de alto nivel mucho más difíciles de detectar, ya que combinan phishing, deepfakes, y/o perfiles de personas y empresas falsas“, aclara Xavier Codó.

Combatir este incremento del fraude online pasa, necesariamente por la concienciación y la formación al usuario para que pueda detectar intentos de robarle sus datos personales, por ejemplo, redirigiéndolos a páginas falsas, aseguran desde Mitek.

“En el caso de las empresas, requieren soluciones tecnológicas avanzadas y en constante evolución, para hacer frente a nuevos fraudes, como el deepfake. La democratización de tecnologías open source como la utilizada para el conocido anuncio de Cruzcampo y Lola Flores facilita todavía más el fraude de identidad de alto nivel”, añadía Jaime Enríquez.

Así, desde Mitek, aseguran que para generar esa obligada y tan necesaria confianza en tiempos de chatbots, inteligencia artificial y deepfakes, no hay un único elemento que nos dé el 100% de seguridad.

“Hay que implantar soluciones con diferentes capas y tecnologías que proporcione el grado de seguridad adecuado a cada paso del proceso o tipo de operación, y que apliquen inteligencia artificial para detectar patrones reales o fraudulentos“, afirman.

Lea también :