La Ley de Ciberseguridad 5G se aprobará en verano sin veto a Huawei

5GLegalMovilidadProyectosRedes inalámbricasRegulaciónSector Público

El texto normativo que se aprobará en unos meses regulará la implantación de las nuevas redes de telefonía, y contrariamente a lo que está sucediendo en otros países, España no vetará a la empresa china Huawei.

El texto de la futura Ley de Ciberseguridad 5G desarrollada acaba de hacerse público, quedando en exposición pública hasta el 14 de enero para posibles propuestas de modificación. El propósito del Gobierno es que la ley, promovida por la Secretaría de Estado de Telecomunicaciones, quede aprobada en verano.

El texto es fruto  del trabajo conjunto realizado en el marco de la Unión Europea, con el propósito de unificar un criterio común para la implantación de la red 5G y el desarrollo de la ciberseguridad en el ámbito comunitario.

Algunas de las previsiones que contiene son la obligación para los operadores de telefonía de llevar a cabo cada dos años un análisis de gestión de riesgos y en el caso de las administraciones públicas dicho análisis se realizará al menos cada seis años.

Pero la novedad más llamativa de esta regulación de la implantación de la red 5G es que no no hay veto a ninguna marca suministradora de equipos, por tanto no se excluye a Huawei de la implantación de la red 5G en España.

Algo pasa con Huawei

Y es que ya hay algunos países (como Estados Unidos o Reino Unido) que han impuesto vetos a la instalación de equipamientos de Huawei en sus redes de 5G. La razón es la sospecha de que existan vínculos entre la marca china y el gobierno de dicho país, del que depende la empresa. Pero lo cierto es que la administración Trump nunca ha aportado pruebas de tal situación, mientras que Reino Unido ha sucumbido a las presiones de su histórico socio estadounidense.

La empresa china es una de las que cuentan con una tecnología más avanzada en 5G, pero su dependencia orgánica del Gobierno chino lleva años despertando sospechas. Desde Huawei siempre han negado tal hecho. Ya la administración Obama comenzó a vetar equipamiento de telefonía móvil de la marca en la instalación de redes de comunicaciones móviles. Trump ha ampliado durante su mandato presidencial esa estrategia, que en Londres ha encontrado eco.

Mientras tanto en Europa se apuesta por otros suministradores de equipamiento (como un nombre clásico de la telefonía móvil, Nokia) pero a la luz del borrador de Ley de Ciberseguridad 5G, en España parece que no se sigue esa línea de desconfianza hacia Huawei.

Lea también :