La tecnología BOA dispara la facturación de la española Orizon un 51%

ProyectosSoftware

No es fácil disponer de una visión global de la infraestructura y el software de las compañías para detectar anomalías en su rendimiento, algo que sí ha conseguido Orizon con su tecnología.

La tecnológica española Orizon acaba de dar a conocer en rueda de prensa los resultados financieros del ejercicio 2020, un año en el que ha crecido un 51% gracias a la expansión en el mercado de su tecnología BOA, desarrollada desde cero por ellos mismos. 

Durante el pasado año facturó 1,7 millones de euros, una cifra muy superior a la previsión hecha pública durante el anterior encuentro con los medios de comunicación

Para este año se ha marcado como objetivo un ritmo similar hasta alcanzar los 3,1 millones de euros en facturación. A medio plazo, buscará alcanzar la cifra de 10 millones en 2023.

Asimismo, espera expandirse cada vez más a nivel internacional. En la actualidad genera un volumen de negocio fuera de nuestras fronteras del 20%, un porcentaje que quiere aumentar hasta 30% a lo largo de 2021.

Este crecimiento económico también se ha visto reflejado en un aumento de la plantilla. Si en 2019 eran 16 personas, en 2020 el número creció a 35, lo que supone duplicar la fuerza laboral en tan sólo 12 meses. 

Ángel Pineda, CEO de Orizon

Hasta el momento actual lleva invertidos 2 millones de euros en la tecnología BOA. Tal y como declaraba Ángel Pineda, CEO de Orizon, durante la rueda de prensa, no han encontrado una tecnología similar en el mercado: “somos la única empresa que es capaz de ofrecer una visión completa de lo que está pasando en las infraestructuras y software de nuestros clientes”. Gracias a ello es posible resolver problemas relacionados con el rendimiento de estos recursos y eliminarlos, incrementando los tiempos de respuesta de los sistemas un 25% y reduciendo los costes totales de la infraestructura tecnológica hasta en un 40%, tal y como asegura Orizon.

Durante el actual ejercicio seguirán invirtiendo en innovación para dotar a BOA de una mayor automatización y más algoritmos de inteligencia artificial que permitan detectar un mayor número de ineficiencias y problemas. En concreto, la consultora destinará medio millón de euros en su desarrollo. 

Su objetivo sigue siendo la gran cuenta, principalmente aquellas organizaciones pertenecientes al sector Finanzas. No obstante, José Manuel Desco, director general de Orizon, adelantaba que se abrirán a otros mercados como el Retail y las Utilities para seguir expandiendo esta tecnología. 

Lea también :
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor