Reservas de AVE: la tecnología que hay detrás

A principios de año, la ministra de Fomento, Ana Pastor, y el presidente de RENFE, Julio Gómez-Pomar, anunciaban un nuevo sistema de precios para los billetes de AVE que, en la práctica, ha supuesto la reducción en un 11% de las tarifas generales para la clase turista y plus, la introducción de un abono de 10 viajes con una validez de 4 meses y un 35% de descuento, una tarifa reducida para menores de 26 años y nuevos precios “promo” con rebajas de hasta el 70%.

Este cambio, que se hizo efectivo el pasado 8 de febrero, ha completado sus primeros meses de vigencia con resultados bastante positivos: tanto las cifras de ventas de billetes como las propias consultas de disponibilidad de trenes y precios han superado los récords históricos registrados por la compañía hasta la fecha.

Por ejemplo, el día del estreno a las 11:30 horas el número de billetes despachados llegó a situarse en 485 tickets por minuto cuando las cifras habituales se sitúan en torno a los 50, ya que en ese momento el sistema pudo dar acogida a 10.000 usuarios conectados en procesos de consulta y compra de billetes.

Al cabo del día se vendieron un total de 204.000 billetes de AVE y larga distancia y se completaron un total de 6,5 millones de búsquedas, frente a las 800.000 de un día normal. Por su parte, el tráfico web se multiplicó por 3 con más de 315.000 usuarios únicos y 3,5 millones de páginas vistas.

Desde el punto de vista tecnológico, implementar este nuevo sistema de precios en los billetes de AVE “ha requerido una transformación profunda, pues se ha pasado de un sistema con precios y cupos de tarifas promocionales estáticos que se mantenían durante todos los días de venta anticipada a un sistema que analiza tren a tren, día a día, los precios y tarifas promocionales buscando ofrecer los mejores precios para maximizar la ocupación”, explica Javier González Marcos, Director de Sistemas de Información de RENFE, añadiendo que las consultas sobre disponibilidad y cálculo de precios “se han duplicado en número y se han triplicado en complejidad”.

Pero, ¿qué tecnología subyace detrás de esta coctelera de cifras? La aplicación más crítica de Renfe Operadora, la que se encarga de la venta de los billetes de tren tanto para cercanías como regionales, larga distancia o AVE, desde todos los canales es una aplicación WAS que tiene su centro neurálgico en un sistema z196 de IBM y, en concreto, en la base de datos DB2. El sistema mainframe soporta la base de datos y los servicios comunes, como el cálculo de tarifas y precios, el pago con tarjetas o las reservas. También se encarga del canal de venta por taquillas y autoventas.

Mientras, “el resto de los canales y servicios (web, agencias, teléfono, interoperabilidad con terceros, generación de billetes PDF y SMS, etc.) están soportados por sistemas x86 que interoperan con el mainframe a través de un ESB que incorpora MQ Series y Web Services, entre otros” describe González Marcos.

Aunque RENFE se había preparado para responder a un incremento de la demanda añadiendo servidores frontales en plataformas distribuidas, el System z de IBM fue capaz de absorber la fuerte carga de trabajo adicional del primer día sin necesidad de utilizar los nuevos procesadores activados demostrando su potencia, su resiliencia y fiabilidad.

“En RENFE tenemos cultura y conocimiento de entornos mainframe, por lo que nuestros sistemas utilizan estas plataformas de modo natural”, defiende el responsable de Sistemas de Información de la compañía de ferrocarriles. “Nuestra experiencia con aplicaciones basadas en mainframe de IBM era buena y estábamos incorporando sistemas basados en entornos abiertos, por lo que nos planteamos una arquitectura que incorporara las mejores prestaciones de los dos mundos. Para ello decidimos utilizar base de datos en mainframe y lenguaje Java para los procesos de negocio a fin de poderlos ubicar en un amplio abanico de plataformas”.

Y es que ésta no es la primera vez que la Red Nacional de los Ferrocarriles Españoles recurre a las soluciones de IBM, ni la primera que se habla de la intervención del servidor System z de IBM. En abril de 2012, con motivo del décimo aniversario del AVE a Sevilla, se pusieron a la venta 20.000 billetes con un 20% de descuento lo que provocó compras de 250 billetes por segundo y un total de 4.000 consultas, mientras que lo habitual es no superar las 1.000.

Mónica Tilves

Licenciada en Xornalismo por la Universidad de Santiago de Compostela en la especialidad de Periodismo Electrónico y Multimedia. Apasionada de los gadgets, la fotografía digital, el diseño web y el arte. Tras un primer contacto con el mundo de la prensa escrita y con la suficiencia investigadora debajo del brazo, me decanto por los medios online. Cubro la actualidad informativa en Silicon Week desde 2011, además de colaborar en otras publicaciones del grupo NetMediaEurope en España como Silicon News. Ahora en Silicon.es.

Recent Posts

Lenovo presenta siete nuevos ordenadores y una tableta

Renueva las gamas de dispositivos Legion y Yoga e introduce una tableta M10 Plus con…

14 horas ago

1.000 millones de euros y 1.700 kms: Iberdrola se adjudica en Brasil el mayor contrato de tendido de redes

Neoenergía, la filial brasileña de Iberdrola, se adjudica el mayor contrato para el mayor tendido…

14 horas ago

Más de 35.000 españoles declaran a Hacienda inversiones en criptomonedas

Casi 32.500 españoles han declarado inversiones en criptomonedas, declarando ganancias de de casi 760 millones…

15 horas ago

Starlink, autorizada a ofrecer acceso a Internet vía satélite a vehículos, barcos y aviones en movimiento

La Comisión Federal de Comunicaciones de Estados Unidos ha autorizado a Starlink a proporcionar servicio…

16 horas ago

Alianza a siete para desarrollar en España vehículos autónomos y conectados con 5G

Renault Group, Indra, GMV, MASMOVIL, Alsa, Masermic y Sigma colaboran en el proyecto R3CAV

17 horas ago

Meta retira su proyecto de billetera digital Novi

La compañía de Mark Zuckerberg da por finalizo el programa piloto: la aplicación y el servicio…

18 horas ago