Smart Green: El reto de LG para ser más respetuoso con el medioambiente

Green-ITInnovación

La nueva campaña medioambiental de LG pretende concienciar a empleados, partners y usuarios para conseguir ahorrar 55.000 toneladas de CO2 al año.

LG quiere imprimir una mayor consciencia y responsabilidad con el  medioambiente. Lo hará desde diversos frentes en una iniciativa que pretende ahorrar anualmente al menos 55.000 toneladas de CO2 a la atmósfera. Se trata del reto LG Smart Green, presentado la semana pasada en Madrid.

Desde empleados a usuarios finales, pasando por sus partners a nivel mundial, el fabricante coreano tiene claro que es necesario tomar iniciativas de este calibre para asegurar la sostenibilidad en un futuro a medio plazo. De hecho, según sus datos, es la quinta empresa en invertir en tecnología verde después de llevar diez años desde que se pusiera en marcha la primera iniciativa, denominada Green Product.

Jaime de Jaraíz, presidente y CEO de LG Iberia, explicaba en la rueda de prensa de presentación de este plan que a nivel mundial se desechan casi 65 millones de toneladas de basura electrónica (una tonelada solamente en España) y 20 millones de teléfonos móviles anualmente. Se trata de un impacto realmente negativo que hay que reducir en la medida de lo posible, comenzando con los fabricantes y terminando por los usuarios: “es necesario concienciarse y conseguir que los consumidores también reduzcan su huella de carbono”, declaraba el directivo. “El reto de LG Smart Green reafirma nuestro compromiso con al protección del medioambiente y pone en valor nuestra puesta por ofrecer productos innovadores que incentiven el consumo responsable”, añadía.

Jaime de Jaraíz, presidente y CEO de LG Iberia (derecha) y Miguel Ángel Fernández, director de Marketing de LG Iberia (izquierda), durante la presentación del reto LG Smart Green

Sus últimas líneas de producto han conseguido reducir el consumo energético visiblemente: lavadoras (53% menos), frigoríficos (70%), aire acondicionado (76%) y TV OLED (62%), son algunos ejemplos. Pero también se están poniendo en marcha planes de sostenibilidad inteligente en minas, fundiciones, fábricas y transporte, es decir, en toda la cadena que entra en juego a la hora de llevar un producto al consumidor final, incluyendo el uso de materiales reciclados en el proceso de producción.

Para hacernos una idea, esas 55.000 toneladas que se pretenden ahorrar equivalen a la cantidad de CO2 que absorbe un bosque de 10.900 árboles anualmente.

Por su parte, Miguel Ángel Fernández, director de Marketing de LG Iberia, admitía que el  fabricante ya es una compañía verde, pero que “no lo habíamos comunicado al mundo con la suficiente consistencia. Pero ahora tenemos un compromiso para hacer mejor la vida de las personas y eso incluye el entorno donde viven. Las decisiones de compra de los ciudadanos pueden influir de forma positiva en el planeta y queremos que lo sepan”.

Más información sobre LG Smart Green en la siguiente infografía (clic para ampliar) 

LG Smart Green

Lea también :
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor