Visa: “El pago sin contacto es un paso sin vuelta atrás”

Pagos sin contacto, pagos online o, por qué no, pagos con QR… La crisis que estamos viviendo y el distanciamiento social ha hecho que el pago en efectivo haya pasado a un plano más que secundario. Un cambio, como explica Andrea Fiorentino, responsable de Productos y Soluciones de Visa, natural, generacional y acelerado por la pandemia.

Unos pagos en los que nuevos protocolos de autenticación como SCA hacen que Visa este más volcada que nunca en ayudar a comercios y consumidores a disfrutar de la tecnología más segura y sencilla.

-La pandemia ha disparado, entre otras tendencias, el pago con tarjeta… Incluso, desde la Comisión Europea se ha recomendado facilitar los pagos sin efectivo: ¿Cómo está impactando esto en el negocio de Visa?

Ha impactado muchísimo, sin duda. La crisis provocada por el COVID19, como cualquier crisis de esta magnitud, ha provocado un cambio en el comportamiento de las personas y, con ello, en la forma en la que pagamos.

De hecho, en prácticamente cualquier comercio físico, hace ya meses que podías ver un cartel animando a que los clientes pagasen con tarjeta, nadie quería tocar el dinero…

Esto ha hecho que los pagos contact less se hayan incrementado notablemente.

Nosotros, ante la presión incluso de organismos regulatorios cuando comenzó la pandemia para que se facilitara el pago sin contacto, en tiempo récord comenzamos a preparar todos los sistemas necesarios para ello.

De hecho, incluso, se incrementó el límite del pago sin contacto de 20 a 50 euros para reducir así las ocasiones de tocar el terminal al tener que teclear el PIN. Fue una medida temporal pero parece que se va a quedar para siempre…

Hemos visto un incremento brutal del pago sin contacto pero también una aceleración de la llamada “guerra contra el efectivo”, con un incremento muy significativo en los pedidos de nuevos TPVs.

Es un cambio sin marcha atrás. La gente confía en el pago con tarjeta.

-Pero, usted sabe que aún son bastantes los que no creen en la seguridad del pago sin contacto… ¿Qué les diría para convencerlos?

Pues algo rotundo: que el pago sin tarjeta es totalmente seguro. De hecho, incluye varios mecanismos de seguridad como por ejemplo, si tu pierdes la tarjeta, gracias a la normativa PSP2, esa tarjeta solo podría hacer un máximo de operaciones acumulativas de 150 euros. Tras alcanzar ese importe, va a solicitar el PIN sí o sí.

No tienen nada que temer.

-Pago con tarjeta, pago contact less pero también pago online ¿no? Durante estos meses, se ha incrementado enormemente el comercio electrónico…

Sí, es cierto pero en el pago online encontramos una situación algo diferente. Por que ahí, el incremento ha sido forzoso… No había otro modo de compra; hubo un momento en el que no podías salir a compra físicamente todo, no sé, por ejemplo un grifo que se estropeaba. La única forma de adquirirlo era online.

De hecho, aunque muy leve, ahora, con la vuelta a una mayor normalidad, estamos experimentando un descenso en el pago online…

¿Por qué? Por que la gente sigue sin sentirse del todo segura en este tipo de transacciones… Es esencial cambiar esto y conseguir que la gente tenga plena confianza en el canal online como vía de pago.

La seguridad de la tokenización

-Y en ese sentido, ¿qué ofrece o cómo ayuda Visa a que la gente confíe en esas transacciones online?

Ofrecemos varias soluciones, una es la tokenización. El servicio de Visa Token reemplaza el número de cuenta del tarjeta de Visa de 16 dígitos por un token seguro que protege el número de tarjeta subyacente contra los estafadores. Gracias a este sistema, cuando una persona da su número de tarjeta en un ecommerce o servicio como pueden ser Amazon o Netflix, que es un pago recurrente, ese ecommerce no recibe el número de la tarjeta como tal sino que se cambia por un token…

No hay forma de que se pudiera acceder a tu número… El token es un identificador único que puede ser utilizado en las transacciones sin necesidad de proporcionar dato alguno.

De hecho, es un sistema que permite que los datos del consumidor estén totalmente seguros. Ya hemos emitido más de 1.000 millones de tokens en todo el mundo lo que demuestra que es un sistema que funciona y que mejora la seguridad de los pagos.

Es cierto que, aún así, hay personas que no se fían y no quieren ni dar su número de tarjeta de forma online. Para estos casos, estamos acelerando el lanzamiento de “Click to Pay”, un producto que permite directamente pagar como si fuera una cartera digital.

En esa cartera, al cliente le aparecen todas sus tarjetas Visa que previamente ha dado de alta en el producto. A la hora de pagar, en realidad, el cliente verá el dibujo de su tarjeta, los cuatro últimos números, etc. pero en realidad son todo tokens… Es una transacción totalmente segura, con múltiples capas de seguridad de pago para ayudar a proteger la tarjeta Visa del cliente contra cualquier uso no autorizado.

-Proteger los pagos del cliente es el objetivo de todas estas soluciones pero, si nos fijamos en el comercio, ¿cuáles son actualmente las principales demandas que les hacen? ¿Cuál es el reto más importante, desde el punto de vista del pago, que tiene ante sí el vendedor actualmente?

Desde Visa, lo que estamos viendo es que, en la parte del vendedor, desde que el pasado 14 de septiembre entró en vigor la nueva normativa europea PSD2, ha crecido enormemente el abandono en el proceso de compra.

En un comercio físico, el comerciante hace todo lo posible para que acabes la compra, incluso, imaginemos que no llevas dinero, te lo guarda hasta que vayas al cajero, te dice, si te conoce, que ya se lo pagarás mañana…

Pero en el ecommerce esto no se produce. Te envían un SMS, no lo recibes, lo recibes en el móvil pero no puedes abrirlo al mismo tiempo que estás en la web del ecommerce…

Es un proceso nada amigable muchas veces y esto se traduce en el abandono de la compra, es decir, en una venta perdida.

De hecho, en España, esta tasa de abandono es muy elevada, de las más altas de Europa…

Por ejemplo, desde Visa hacemos que no sea necesario ese paso tan frecuente a la hora de confirmar un pago online, que es el envío de una clave que lo autoriza por SMS.

Visa lo que le está ofreciendo al banco, con el protocolo de autenticación 3DS, un total de 115 datos sobre esa transacción.

El navegador que está utilizando el usuario, que además es el mismo que usó ayer, la dirección IP, si es desde su móvil o desde el PC de su casa, si desde ese dispositivo ya hizo una transacción anterior… Es decir, ofrecemos tanta información al banco que es prácticamente imposible que el usuario no sea quien dice ser.

Protocolo de autenticación

-Junto al protocolo 3DS,  a partir del 1 de enero del 2021 la mayoría de las transacciones de pago online con tarjeta deberán cumplir con la autentificación reforzada del cliente o la conocida como SCA. ¿Están las empresas españolas preparadas?

Es un cambio que va a provocar fricciones, al menos al principio.

Lógico porque el consumidor que, sin problema, con un solo click pagaba en Amazon o donde fuera, ahora, cuando vaya a realizar el pago, va a tener que autenticar su identidad con al menos dos de los factores indicados. Por ejemplo, pidiendo un código o contraseña sobre un dispositivo concreto, verificar el dispositivo sobre el que realiza la confirmación más la biometría del usuario, o cualquier combinación de esos elementos.

Es necesario ayudar a los comercios a adaptarse a estos nuevos requisitos y, desde Visa, lo estamos haciendo ofreciéndoles no solo el sistema de pago que necesitan sino también seminarios, webminar, etc. para ayudarles a entender y adaptar sus sistemas de pago a la nueva norma.

-He leído declaraciones de Carmen Alonso, la responsable de negocio para el Sur de Europa de VISA, que señalan que el problema respecto a las tarjetas de crédito no es la tecnología sino los hábitos de uso de los españoles…que usamos más el efectivo que en otro países, como por ejemplo Francia… ¿Cree que la pandemia va a revertir esta situación?

Creo que es un cambio generacional que ahora se ha acelerado por la pandemia, sin duda.

Pero también creo que los propios bancos están contribuyendo a ese cambio y, una muestra es, por ejemplo, el hecho de que cada vez hay menos oficinas físicas.

Desde 2009 a 2019, se han cerrado casi la mitad de las oficinas bancarias que había en España… La gente más mayor está enfadada pero.. es un cambio natural y no tiene vuelta atrás.

-Ustedes hace ya tiempo que aplican IA en su plataforma. ¿Qué les permite la IA y para qué tienen previsto seguir utilizándola?

Lo cierto es que en Visa  hace mucho tiempo que estamos aplicando tecnologías como la IA o el Machine Learning para ofrecer pagos más seguros y más fáciles, que es nuestro objetivo.

Por ejemplo, Visa Advanced Authorization (VAA) es una de nuestras herramientas de inteligencia artificial y, entre otras cosas, nos permite, entre otras cosas, ayudar a las instituciones financieras a prevenir el fraude.

Biometría, autenticación, son muchas las aplicaciones pero, en mi opinión, el papel fundamental de la IA en Visa es extraer información de valor de la gran cantidad de datos que manejamos, una de las mayores del mundo.

Gracias a la IA, analizando esa información, podemos ver en tiempo real, cosas como que, en la transacción exacta que tú estás realizando en un comercio determinado y en un momento determinado, ver que ese comercio ha recibido varias transacciones fraudulentas en los últimos días y así alertar al banco o, simplemente, con solo el CVV de la tarjeta de crédito de una persona, saber si, en breve, irá de viaje al extranjero… Y con ello, el banco, ofrecerle una campaña concreta, de servicios de pago en el extranjero, por ejemplo.

Una red de redes de pagos

-¿Cómo cree que va a evolucionar el pago en el día de mañana? ¿Qué tecnologías o tendencias van a marcar su futuro?

El futuro de los pagos es difícilmente predecible. No lo va a definir VISA sino la propia experiencia del cliente y hay que prepararse para ello. Pagos con códigos QR, pagos en la nube, IoT, aplicaciones..

Lo que sí sé, por ejemplo, es que los medios de pago no van a estar necesariamente solo en una red, tiene que darse una conectividad entre redes… Y de ahí la adquisición que hemos hecho de Plaid,

Con esta compañía avanzamos en el desarrollo de una plataforma que utilizan distintas apps del mundo de las finanzas, como Venmo o Transferwise, y que tiene como finalidad permitir y facilitar a la gente la conexión de este tipo de apps con sus cuentas bancarias.

Por que nuestro objetivo es es ser la red más fiable para mover dinero de un sitio a otro… Una red de redes.

Por todo ello, no sé cómo será el mañana de los sistemas de pago pero lo que sí puedo asegurarte es que Visa estará ahí, ofreciendo la infraestructura necesaria para que estos sean posibles, sencillos y seguros.

Mar Carpena

Recent Posts

Los ataques DDoS (estándar e inteligentes) no dejan de crecer

Durante el tercer trimestre, el número de ataques de denegación de servicio aumentó casi un…

49 mins ago

Stratesys facilitará la toma inteligente de decisiones con la ayuda de Splunk

Aprovechará su plataforma analítica de datos para convertir información en conocimiento y potenciar la resiliencia…

2 horas ago

La mayoría de los empleados españoles no son conscientes de los ciberataques que reciben sus empresas

Aunque un 44 % de las compañías ha sufrido algún ataque durante el último año,…

3 horas ago

Atos y OVHcloud apuestan por la nube soberana

Una alianza entre ambas compañías pondrá en común la iniciativa Atos OneCloud Sovereign Shield y…

4 horas ago

La ciberseguridad tiene que dar un paso adelante

Todavía son pocas las empresas que aprovechan el potencial del análisis de datos, la automatización…

2 días ago

En España 4,4 millones de personas invierten en criptomonedas, el 70 % de ellos cantidades superiores a mil euros

En España hay casi 4,4 millones de personas que han invertido en criptomonedas, el 70…

3 días ago