Dell y AMD presentan sus propuestas para Windows Server 2012

CloudServidoresSistemas OperativosVirtualizaciónWorkspace
0 0 No hay comentarios

La compañía de Michael Dell ha introducido dos servidores marca PowerEdge totalmente renovados, mientras que el fabricante de chips ha ampliado su línea de procesadores Opteron.

El lanzamiento de Microsoft Windows Server 2012 está a la vuelta de la esquina y los fabricantes de hardware ya comienzan a presentar nuevos productos para llegar a tiempo a la cita. Entre ellos, Dell y Advanced Micro Devices.

La compañía de Michael Dell, por ejemplo, acaba de introducir nuevos servidores marca PowerEdge totalmente renovados (M420 y M820) que saldrán a la venta con Windows Server 2012 cargado de serie. Esto incluye también la tecnología Hyper-V de Microsoft, que garantiza la virtualización de máquinas.

Y es que, “tenemos que impulsar la simplicidad en la gestión de esta infraestructura. Tenemos que automatizar las cosas”, ha comentado al respecto Brian Payne, director ejecutivo de marketing para la platafoorma Dell PowerEdge. “Si conectas el servidor de Dell a la pared, y luego conectas el cable de red, aparecerá automáticamente en la consola de Microsoft System Center Manager”, añade su compañero Kevin Noreen, director de publicidad para gestión de sistemas. “Ni siquiera tendrá que alcanzar el botón de encendido. Ahora podrás eliminar la información de configuración o las actualizaciones del servidor sin encenderlo. Y, cuando se enciende, se configurará de forma automática de acuerdo con la configuración que hayas elegido”.

De este modo y según cálculos de la compañía, se empleará un 85% menos del tiempo que antes se necesitaba para instalar un nuevo servidor.

Por su parte, el fabricante de chips estadounidense ha anunciado nuevos procesadores Opteron de las series 4200 y 6200, optimizados para ejecutar el sistema operativo de los de Redmond. AMD ha añadido que estos chips se introducirán en servidores capaces de ejecutar los servicios de nube pública de Windows Azure.

También deberían facilitar mejoras de rendimiento en materia de virtualización con Hyper-V, incluido el soporte para hasta 64 procesadores virtuales, 1 TB de memoria y 4.000 máquinas virtuales.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor