El e-mail como distracción

Cloud

Aunque originalmente el correo electrónico se convirtió en una herramienta impresionante para la comunicación, hoy en día muchas empresas lo ven como un arma de doble filo, que tiene importantes beneficios pero que también causa graves problemas.

Un estudio del doctor Thomas Jackson de la Loughborough University en Inglaterra ha revelado que son necesarios una media de 64 segundos para recuperar la productividad normal tras haber interrumpido ese trabajo por la llegada de un e-mail.

Según esos datos, los trabajadores que de media comprueban su correo cada cinco minutos pierden nada menos que 8 horas y media a la semana simplemente pensando en qué estaban haciendo antes de ponerse a leer o escribir ese correo que les interrumpió en la tarea. Otros estudios han confirmado que por ejemplo un 56%  de los usuarios que trabajan con ordenadores y con e-mail gastan 2 horas de sus jornadas laborales dedicadas exclusivamente al correo electrónico. ¿Es el e-mail una distracción?

vINQulos

SMH

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor