El tamaño no importa en cuestión de ciberdelincuencia

Seguridad

Kaspersky Lab advierte de que tanto las grandes organizaciones como las empresas etiquetadas en la categoría de “pyme” se encuentran en el punto de mira de los cacos 2.0.

La dejadez a la hora de protegerse frente a posibles amenazas de seguridad no es una lacra que afecta sólo a los usuarios informáticos individuales, sino a las propias empresas.

Fuente-Shutterstock_Autor-Maksim Kabakou_seguridadY, pese a que esta pasividad es siempre una actitud condenable, en este último caso el peligro se evidencia con mayor virulencia ya que las organizaciones modernas manejan a diario un gran volumen de información que se antoja especialmente suculento para los ciberdelincuentes. Los datos son poder, y más en plena era del Big Data.

Es por eso que el “Informe Especial ¿Quién le espía? Ninguna empresa está a salvo del ciberespionaje” publicado por Kaspersky Lab alerta de la necesidad de tomarse en serio los peligros online, independientemente del tamaño de la empresa a la que se pertenece.

Kaspersky recomienda a las pymes que refuercen sus medidas de seguridad y, para apremiar al cambio, explican que son ellas precisamente las que se han convertido uno de los objetivos más vulnerables.

“A los atacantes les resulta cada vez más difícil acceder a las redes de grandes empresas. Por eso, ahora se centran en la cadena de suministro”, comenta el director del equipo de análisis e investigación global de esta compañía, Costin Raiu. “Al piratear las redes de empresas más pequeñas, los atacantes pueden aprovechar los conocimientos y las identidades de estas empresas para acceder a empresas más grandes”.

O dicho de otra manera, atacando primero a proveedores y demás socios para robar sus datos podrán recabar pistas suficientes con las que ir después a por las grandes organizaciones.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor