Greenpeace: el iPhone es tóxico

Fabricantes de SoftwareProyectos
0 0 No hay comentarios

Cuando parecía que Apple había conseguido quitarse el sambenito de empresa tecnológica más contaminante, resulta que ahora su último y flamante artilugio se fabrica con dos productos químicos tóxicos que las demás empresas ya no utilizan.

El grupo ecologista encargó una prueba de toxicidad de los componentes del iPhone a un laboratorio independiente del Reino Unido. “Un laboratorio independiente inspección 18 componentes tanto externos como internos y confirmó la presencia de compuestos bromados en la mitad de los elementos del iPhone, incluida la antena, en la que metieron bromato en un 10 por ciento del peso total de la placa de circuitos flexible”, reza el documento de Greenpeace publicado en su página Web. “Se encontró una mezcla de ftalatos tóxicos en un 15 por ciento del total del plástico que recubre los cables de los auriculares”.

Según David Santillo, científico de los laboratorios de Greenpeace, dos de los ftalatos plásticos encontrados han sido clasificados en Europa como “tóxicos para la reproducción, Categoría 2”, ya que pueden interferir en la reproducción sexual de los mamíferos. “Aunque no están prohibidos en los móviles, estos ftalatos están prohibidos en todos los juguetes y artículos para niños que se venden en Europa”.

Al desmontar el iPhone, Greenpeace encontró que la batería del teléfono estaba pegada y soldada. “Esto impide la sustitución de la batería y hace que su separación para el reciclado o para su depósito en los puntos limpios sea imposible”.

Por el contrario, empresas como Nokia (totalmente libre de PVC), Motorola y Sony han eliminado por completo del mercado productos con componentes bromatados.

El comunicado completo de Greenpeace puede leerse aquí.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor