La industria musical persigue ahora a los guitarristas

Cloud

Internet ha enfrentado a la industria musical con muchos de sus consumidores, gracias a la popularidad de servicios como Napster y Grokster. Ahora este mercado tiene un nuevo enemigo: los músicos.

Resulta que ahora las compañías discográficas quieren arremeter contra los sitios web que utilizan los guitarristas para intercambiar las partituras y las letras de Knockin’ on Heaven’s Door, Highway to Hell y otras similares.

La batalla se parece mucho a la que mantienen Napster y las compañías discográficas, aunque esta vez afecta a sitios gratuitos como Olga, GuitarTabs.com y MyGuitarTabs.com, e incluso a foros de Google como alt.guitar.tab.

Estas canciones, sus tablaturas, acordes y letras, están todas protegidas por derechos de propiedad, que ostentan, como no podía ser menos, empresas como Sony/ATV y EMI. “La gente puede conseguirlas gratis por Internet y esto está dañando a los cantantes”, sostiene la presidenta de Music Publishers’ Association (MPA).

MPA y la National Music Publishers’ Association han cerrado varias páginas Web de este tipo y están presionando para que se cierren todas; sin embargo, los usuarios pueden emigrar fácilmente a otros sitios.

También existen algunas páginas de este tipo en español (Lacuerda y SeisCuerdas). Que sepamos, la Sociedad General de Autores en España aún no ha dicho nada al respecto.

Más información.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor