Los franceses contra la siniestra base de datos “Edvige”

Cloud
0 0 11 comentarios

“La bastilla electrónica está sobre nosotros” o “La base de datos Edvige no tiene cabida en una democracia”, son algunas de las expresiones de distintas organizaciones en contra del decreto gubernamental para la creación de una monstruosa base de datos que recopilará todo tipo de información privada sobre los ciudadanos franceses.

Anunciada el 1 de julio, la base de datos Edvige contendrá información sobre teléfonos, direcciones electrónicas, apariencia física, datos biométricos, rasgos de comportamiento, situación financiera y fiscal, vínculos personales, origen étnico o preferencias sexuales de los franceses mayores de 13 años.

El político opositor, Francois Bayrou, indicó esta semana que “con sólo unos clics del ratón, cualquier funcionario del gobierno tendrá acceso a datos íntimos de los ciudadanos”. Magistrados, sindicatos o grupos defensores de derechos ya han dado la voz de alarma ante este asalto a la privacidad.

El Gobierno de Sarkozy afirma que la base de datos Edvige, se limita a centralizar la información disponible por las organizaciones de seguridad pública recientemente fusionadas.

Sin embargo, varios grupos creen que este decretazo va más allá de cualquier relación de datos electrónica y han presentado apelaciones al más alto tribunal administrativo francés. Al tiempo, una petición en línea para que el gobierno desista de la implantación de Edvige, lleva recogidas 103.000 firmas en contra del proyecto.

Sería deseable que el gobierno de Nicolas Sarkozy, a la sazón presidente semestral de todos los europeos, recordara la gloriosa herencia de “Liberté, Egalité, Fraternité”, antes que sus ciudadanos rememoraran otra vieja tradición de la revolución: la guillotina.

vINQulos
The Inquirer UK

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor