Nueva generación de servidores “autosuficientes” HP ProLiant Gen8

CloudDatacenterGreen-ITInnovaciónProveedor de ServiciosProyectosServidores

El ‘Proyecto Voyager’ de HP acaba de ver la luz oficialmente a través de la octava generación de servidores x86 de la compañía, que incorporan los nuevos chips Intel Xeon E5.

Después de dos años de desarrollo y 300 millones de dólares invertidos a través del ‘Proyecto Voyager’, HP ya tiene preparada su nueva generación de servidores, que además llega con lo último en microprocesadores de Intel.

HP ProLiant Gen8 podría marcar un antes y un después en un mercado de servidores en plena efervescencia, donde cada día que pasa se consiguen nuevos hitos en materia de rendimiento y eficiencia energética. En este caso, Hewlett-Packard ha querido ir más allá para ofrecer a los clientes una mayor facilidad durante la gestión de su infraestructura.

Lo  hace a través de la arquitectura HP ProActive Insight, diseñada para mejorar la “inteligencia” de los servidores para que sean capaces de automatizar tareas y mejorar los tiempos de actividad sin la tradicional monitorización humana.

La resolución de problemas en los servidores ProLian Gen8 se efectúa un 40% más rápido

Para hacernos una idea de lo que puede significar en el mercado este acercamiento, HP ha archivado más de 900 patentes como parte del ‘Project Voyager’. Además, tiene previsto integrar la arquitectura ProActive Insight en todos los niveles de su Infraestructura Convergente.

Tal y como señala la compañía, la nueva generación de servidores HP ProLiant Gen8 permite triplicar la productividad de los administradores de los sistemas ya que con esos niveles de automatización pueden dedicar el tiempo a otras tareas más importantes.

Por ejemplo, cuando una actualización en un servidor típico requiere una media de 5 horas, con tecnologías como HP Smart Update este tiempo se reduce a tan sólo 10 minutos.

Mientras tanto, otras soluciones como HP 3-D Sea of Seasons son capaces de estudiar determinados parámetros críticos de los sistemas para mejorar el rendimiento por vatio, que HP lo sitúa en el 70%

Noel Goicoechea, director de la Unidad de Negocio de Servidores Estándares de HP, ha destacado que “proporcionamos tecnologías inteligentes e innovadoras que permitan a los servidores virtualmente cuidar de sí mismos, permitiendo al personal del centro de datos emplear más tiempo en la innovación para el  negocio”.

La nueva generación de servidores ProLiant está gobernada por los últimos procesadores lanzados al mercado por Intel, los Xeon E5. Este fichaje también es de vital importancia para conseguir ese rendimiento por vatio, algo que no ha dudado en expresar Agustín Gallego, Director de Alianzas de Intel Corporation Iberia, durante la presentación a los medios: “La nueva familia de procesadores Intel Xeon E5 ofrece récord de rendimiento, una excepcional eficiencia energética y un centro de datos seguro al incorporar tecnologías de cifrado de datos”.

‘Project Voyager’ es la tercera fase de una iniciativa que comenzaba con ‘Project Moonshot’, a través de la que HP ha mejorado el diseño de los servidores de bajo consumo para que los clientes puedan utilizarlos en procesos de computación extrema. Más adelante, la compañía se embarco en el ‘Project Odyssey’ cuyo objetivo era el de hacer lo propio con los sistemas de misión crítica. Esta tercera etapa se ha centrado en mejorar la automatización de cada aspecto del ciclo de vida del servidor.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor