La publicación de la versión de Google lía la madeja en el culebrón Google Voice

Cloud

El buscador asegura que Apple dijo “no” de forma clara a  la aplicación, Apple había señalado en agosto que nunca se rechazó Google Voice: una de las dos compañías por tanto miente.

Con los últimos calores del verano, Apple lanzaba un sorprendente comunicado a los medios, teniendo en cuenta su historia y su política habitual de comunicación, poniendo los puntos sobre las íes a la aparente prohibición de Google Voice en el iPhone… mientras Google guardaba silencio.

Ahora la FCC ha publicado en su site oficial la comunicación en la que Google explicaba las razones por las que creía que su aplicaciónde Google Voice para el iPhone había sido vetada. El documento era, hasta ahora, confidencial.

Las respuestas de Google dan una visión totalmente diferente de los hechos. Mientras Apple había señalado que ellos nunca habían rechazado la aplicación de Google Voice para el iPhone, el buscador defiende que sí, que la compañía señaló claramente que la herramienta había sido rechazada. Las causas son las mismas que Apple apuntaba como motivo para el estudio en profundidad de la aplicación: la herramienta modifica la interfaz de usuario y las propiedades del teléfono inteligente de Apple.
Para llegar a esta respuesta, representantes de Apple y de Google, cuyos nombres son ahora completamente públicos, Alan Eustace por parte de Google y Phill Schiller por la de Apple, ambos vicepresidentes senior, el primero de I+D y el segundo de marketing mundial de producto, intercambiaron mails, llamadas y encuentros entre el 5 y el 28 de julio.
Además de dar datos sobre el desencuentro de las empresas, el cuestionario lía la madeja del culebrón Google Voice y pone a las dos compañías en una situación complicada. Si una dice que nunca dijo no y la otra jura que esto sucedió, uno de los dos hechos no puede ser cierto, por lo que una de las dos firmas está mintiendo.

El cuestionario de la FCC también desvela el interés del organismo público en los motivos por los que se vetó la aplicación basada en Google Latitude y que su casa madre señala que se cayó de la tienda de aplicaciones por, al igual que Voice, alterar el estado ‘de fabrica’ del producto.

Latitude hacía que algunas de las aplicaciones de serie del iPhone se perdiesen ante el empuje de la nueva favorita descargada. 

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor