Tesla sigue perdiendo dinero pero mejora los tiempos de producción

FacturaciónGestión Empresarial
0 0 No hay comentarios

La solución a esta problemática es clave para su futuro.

Tesla ha presentado los números de un trimestre flojo, aunque insiste en interpretarlo con una visión de largo plazo.

La firma ha registrado unas pérdidas de 293,2 millones de dólares. Es el doble de lo que esperaban los mercados.

Los ingresos han crecido hasta los 1.270 millones de dólares, un 33% con respecto al mismo período del año pasado. Los gastos operativos también han aumentado al mismo ritmo; un 34% más hasta los 512,8 millones de dólares.

Wall Street tiró el valor de las acciones de la compañía un 1,41% en la sesión bursátil de ayer. Tras el cierre las acciones se desinflaron un 0,75% más.

Los gastos de Tesla durante el ejercicio se han dirigido principalmente a la mejora de los procesos de producción y a la construcción del megaproyecto Gigafactory: una enorme fábrica en mitad del desierto de Nevada (EEUU) que se dedicará a la producción de baterías.

Los resultados de Tesla decepcionan hoy pero inauguran un futuro prometedor por dos razones.

Por un lado, porque ya empieza a sortear uno de sus principales problemas: los tiempos de producción y la rentabilidad asociada.

Tesla ha producido 18.345 coches en el segundo trimestre y ha comercializado 14.402 unidades.

La firma asegura que será capaz de producir hasta 50.000 coches hasta final de año, esto supone aumentar el ritmo de producción semanal de 2.000 vehículos a 2.400 vehículos a final de año. Y no sólo eso. También espera aumentar el margen entre un 2-3% gracias a las mejoras en el proceso de fabricación, su principal cortapisa hasta el momento.

Por otro lado por la adquisición de SolarCity anunciada esta misma semana.

A pesar de que los inversores no están demasiado convencidos en la rentabilidad de la compra, Elon Musk, CEO de Tesla, insiste en que hay que enfrentarse a la operación con mentalidad largoplacista.

SolarCity ha costado a Tesla 2.600 millones de dólares. La firma energética no es rentable y acumula una deuda de 3.250 millones de dólares, tal y como informa Bloomberg.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor