Acusan a Google de cobrar los anuncios 50 veces más caros a Microsoft

Cloud

Una nueva polémica enfrenta a dos enemigos íntimos, Google y Microsoft, en esta ocasión por las supuestas irregularidades cometidas por el buscador a la hora de fijar el precio de la publicidad.

El origen de esta nueva trifulca nos lleva hasta septiembre del 2007, cuando Microsoft contrató un anuncio de Windows Live con el objetivo de que apareciese cuando los usuarios buscaran en Google el término Homtail.

La compañía de Redmond acusa a Google ante la Comisión Federal de Comercio de los Estados Unidos de inflar el precio del anuncio.

Microsoft asegura que el precio habitual de un anuncio de este tipo es de 0,10 dólares por clic, pero por ser ellos Google les habría cobrado 5 dólares por cada clic. Es decir, que la tarifa publicitaria para Microsoft multiplicaría por 50 el precio habitual.

Una persona cercana al caso afirma que Google reconoce que cobró un precio superior a Microsoft por su anuncio, pero asegura que lo hizo porque Windows Live “es una página de baja calidad”, algo que aún ha debido enfadar más a Ballmer y los suyos.

La denuncia de Microsoft llega en un momento clave ya que Google se enfrenta a una investigación por supuestas prácticas comerciales irregulares en su buscador. Esta misma semana el ex CEO, Eric Schmidt, ha comparecido en el Senado de Estados Unidos para defenderse de quienes acusan a su compañía de manipular los resultados de las búsquedas para favorecer a sus propios productos.

 

Más información en ITespresso

 

 

 

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor