Los proyectos de crowdfunding más locos del año

Empresas
0 0 2 comentarios

El crowdfunding ha demostrado ser una magnífica manera de sacar adelante proyectos muy interesantes, pero también algunos ciertamente extravagantes.

Hace ya algún tiempo que nos dimos cuenta de que el crowdfunding había llegado para quedarse como forma de financiación de todo tipo de proyectos. Y más en un momento en el que el ‘grifo’ de los bancos estaba totalmente seco.

Aunque el Gobierno español esté poniendo algunos ‘palos en las ruedas’ del micromecenazgo, lo cierto es que el crowdfunding es una magnífica alternativa para sacar adelante ideas muy brillantes. Además, se ha demostrado como un negocio capaz de captar un importante volumen de inversión. Si Kickstarter había conseguido mover 1,3 millones de dólares al día en 2013, a buen seguro que este año habrá superado ampliamente estas cifras.

Dicha plataforma de crowdfunding ha albergado este año proyectos capaces de capatar grandes inversiones, como el reproductor de música Pono Music (6,2 millones de dólares), la impresora 3D doméstica The Micro (3,4 millones) o el escáner molecular SCiO (2,8 millones).

No obstante, Kickstarter también ha cobijado algunos proyectos realmente extravagantes. En lo más alto del ranking se encuentra la ensalada de patata de los 50.000 dólares. El creador publicó una propuesta para recaudar 10 dólares para preparar una ensalada de patata. Su ocurrencia se viralizó y acabó recaudando más de 55.000 dólares.

La espectacularidad de la ensalada no radica en el volumen de dinero recaudado, sino en la extrañeza de la propuesta y la sorprendente respuesta de los aportantes. Pero si atendemos a la inversión conseguida, el éxito más impresionante fue Coolest Cooler, que logró reunir más de 13 millones de dólares. El objetivo de financiación inicial eran 50.000 dólares, cifra que rebasó en apenas 36 horas. El proyecto es la respuesta perfecta para el ‘dominguero’: un refrigerador portátil con cargador USB y altavoces bluetooth impermeables, además de incorporar una batidora americana, ideal para preparar batidos o ‘margaritas’.

Una idea curiosa fue Bunch O Ballons, un dispositivo capaz de llenar 100 globos de agua en un minuto. Los diseñadores de este ingenioso artefacto lograron recaudar casi 930.000 dólares. Otra propuesta pintoresca fue Air Umbrella, un paraguas invisible que permite resguardarse de la lluvia gracias a una cortina de aire. Recogió 100.000 dólares, 10 veces más que la meta fijada de inicio.

También fue un proyecto bastante ‘loco’ Pug-let, que reclamaba financiación para montar una producción teatral de Hamlet protagonizada por perros. Reunió más de 5.000 dólares. Siguiendo con los animaless, One Fast Cat obtuvo casi 345.000 dólares con el fin de desarrollar una rueda de ejercicio para gatos. Se trata evolución de la rueda de las jaulas de los hamsters, pero en este caso pensada para que sean los gatos los que se ejerciten en ella. Parece que la idea entusiasmó a los dueños de los gatos, ya que el objetivo de financiación se fijaba en 10.00 dólares.

Por último, un par de inventos divertidos. Por un lado, CinniBird, un boli para decorar alimentos o bebidas (cafés o batidos, por ejemplo) con especias. Buscaba 5.000 dólares de financiación y casi alcanzó los 18.500 dólares. Y para concluir, un artefacto muy ‘freak’, The Magic Phone Stand, un cargador de smartphones con el que parece que el móvil esté flotando en el aire. Necesitaba 8.000 dólares para salir adelante pero obtuvo más de 37.000 dólares.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor