Sucesos: SanDisk con los reproductores confiscados y la poli en los talones

ComponentesWorkspace
0 0 4 comentarios

Ah, la feria IFA. Lo mismo te encuentras una cámara diminuta que una chaqueta con tela luminosa que un señor con bigote o un reproductor MP3 a precio de saldo. O no, porque la agentes alemanes han entrado en el stand de SanDisk como si fueran sturmmann de las Waffen-SS y, en plan blitzkrieg, han confiscado todos sus reproductores MP3. La razón, según la compañía Sisvel: que no pagan la licencia MP3. Sisvel, la compañía italiana que es la encargada de licenciar la tecnología en nombre de la holandesa Philips, el Institut für Rundfunktechnik alemán y la francesa CCETT (los propietarios de la patente), dice que SanDisk no quiere pagar y que, de esta forma, están consiguiendo una ventaja de precio injusta sobre el resto de la industria, que sí paga. SanDisk, que lógicamente niega todo, ha respondido: «pío, pío, que yo no he sido» y que ellos decodifican el MP3 por arte de magia, como Juan Tamariz después del «Continued…», sin usar tecnología MP3. Sea como sea, después de la demanda presentada por Sisvel, un juzgado penal de Berlín ha ordenado la retirada de todos los reproductores SanDisk de la feria en lo que, supongo, será el principio de varias andanadas de leches judicales y mercantiles.

SanDisk faces MP3 licence dispute [BBC]

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor