Una mejor experiencia de cliente, diferenciación frente a la competencia y otros beneficios de usar APIs

Software

CA Technologies revela que 92 de cada 100 empresas españolas han adoptado APIs, una proporción mayor que las registradas en países como Alemania y Gran Bretaña.

Un estudio de CA Technologies revela cuáles son los beneficios de usar APIs en las empresas.

Según los datos para España de “APIs: Building a Connected Business in the App Economy”, aquí el 76 % de las compañías habría registrado mejoras en la experiencia de cliente. Unos cercanos 73 % y 71 % también han visto cómo se incrementaba el aprovechamiento de innovaciones de desarrolladores externos y su alcance digital, respectivamente.

Aunque eso no es todo. Habría más puntos de mejora. Por ejemplo, casi la mitad, el 48 %, dice que el uso de APIs les ha servido para diferenciarse de la competencia. El 43 % ha registrado subidas tanto en la satisfacción de sus clientes como en el número de transacciones. El 42 % ha conseguido mejorar la satisfacción de los socios y limitar los fallos de cumplimiento y auditoría. Otro 41 % ha rebajado costes de TI.

“Las API son una pieza fundamental en la agilidad del negocio, ya que permiten a las organizaciones incorporar de forma rápida y eficiente la mejora continua en la experiencia de cliente y estar construidas para cambiar”, comenta Rufino Honorato, director de Preventas de CA Technologies Iberia.

“Tal y como revela este estudio”, señala Honorato, “las API están ayudando a las organizaciones españolas a transformar la experiencia de sus clientes, mejorar su alcance digital y diferenciarse de la competencia. Sin embargo”, especifica, “para aprovechar los beneficios de las API, es preciso que adopten un enfoque de gestión avanzado, que abarque el ciclo de vida completo de las API, y les ayude a crear, asegurar y gestionar las API a escala empresarial”.

Se sabe que ahora mismo 92 de cada 100 empresas de nuestro país han adoptado APIs, que es una proporción mayor a las de Alemania y Gran Bretaña y muy similar a la de Francia.

Eso sí, esto no quiere decir que esté todo hecho. Aún se detectan ciertas barrera de adopción, como la capacidad para escalar rendimiento y gestión, el tiempo que lleva desarrollar la API o la definición eficaz del valor que aporta al negocio.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor