Dell: Caen los beneficios y con ellos, las acciones

Empresas

Sus ventas de ordenadores de mesa se han reducido un 18% y la compañía prevé
“presiones” en los próximos meses

No fue un buen trimestre el último de 2006 para
Dell, el segundo mayor fabricante de
ordenadores personales del mundo, ya que, según anunció la compañía anoche, sus
beneficios cayeron, no se cumplieron las expectativas de los analistas y… sus
acciones se desplomaron.

El beneficio neto del cuarto trimestre fiscal de la firma, que finalizó el 2
de febrero, fue de 673 millones de dólares (unos 509 millones de euros), o de 30
centavos de dólar por acción, con unos ingresos de 14.400 millones de dólares
(unos 10.888 millones de euros).

Si se comparan estas cifras con las del ejercicio anterior, el descenso es
acsuado. De hecho, el año pasado, Dell registró un beneficio neto de 1.010
millones de dólares con ingresos de 15.200 millones.

Dell describió los resultados como preliminares, debido a la revisión de
cuentas. La empresa dijo el año pasado que la Comisión de Valores de los Estados
Unidos y la fiscalía estaban investigando su contabilidad.

Dell registró unas ventas de ordenadores de mesa por valor de 4.600 millones
de dólares, una caída del 18 por ciento frente al mismo período del año
anterior. Los ingresos por portátiles se mantuvieron estables en 3.800 millones
de dólares.

“Estamos decepcionados con los resultados de la compañía, pero lo que importa
es nuestro plan futuro de acción. No vamos a conseguir nuestros objetivos de la
noche a la mañana, pero los conseguiremos”, dijo Michael Dell, presidente de la
firma.

Dell prevé presiones sobre su crecimiento y márgenes de beneficios en los
próximos trimestres debido a los gastos en los que está incurriendo para
modernizar sus actividades.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor