El CEO que ofrece lecciones de vida "resumidas" en un Power Point de 1284 diapositivas

Workspace
0 0 No hay comentarios

Parece que con 30 años una persona aún sería demasiado joven para ofrecer a los demás “lecciones de vida” pero también hay que reconocer que juventud no está reñida con experiencia. Si una década vivida con intensidad realmente supone haber adquirido conocimientos suficientemente interesantes como para compartirlos con los demás no deberíamos desdeñar una presentación con tan preciosa información. El problema quizá llega cuando el autor emplea nada menos que 1.284 (sí, mil doscientas ochentaycuatro) diapositivas.

Posiblemente se trate de una de las presentaciones en Power Point más extensas jamás difundidas, y desde luego seguro que es la más larga de las que ofrecen consejos para mejorar en nuestra vida personal y profesional.

El autor es Ryan Allis, un joven emprendedor que a pesar de su edad ya cuenta en su haber con éxitos como la venta de una empresa fundada por él (iContact) nada menos que por 196 millones de dólares. A pesar de esa dedicación a poner en marcha empresas y venderlas, en ocasiones con tan espectacular resultado, es un gran aficionado a ayudar a los demás y como conjunción de ese deseo de echar una mano al prójimo y de su sin duda intensa experiencia, ha decidido concentrar en un documento todo aquello que desde los 20 a los 30 años que acaba de cumplir ha podido aprender. La idea parece sin duda interesante y probablemente gran parte del contenido también lo sea. La única pega es la extensión de dicho documento.

No contento con las habituales listas de 3, 10, 50… incluso 100 consejos, Ryan Allis, que recibió su formación académica en Harvard y parece haber heredado cierta querencia por las enseñanzas que requerirían de todo un curso para ser impartidas, ha decidido “resumir” en una presentación de 1.284 diapositivas todo el conocimiento que ha etiquetado como “Lecciones de mis 20 años” en referencia a la década de su vida durante la que ha adquirido estos conocimientos.

Son 1.284 diapositivas que tras echar un somero vistazo realmente consisten en una mezcla de datos fruto de lo que probablemente sea una metódica contabilidad de sucesos, eventos y experiencias, a lo que se añaden observaciones y sugerencias de diversa utilidad. A fin de sistematizar mínimamente tan apabullante cantidad de información Allis ha dividido en tres segmentos su presentación: Vida (566 diapositivas), Emprendimiento (449 diapositivas) y el Mundo (269 diapositivas.

Como ejemplo, uno de los consejos que ofrece tiene que ver con el agradecimiento a los mentores que ayudan a forjar la carrera profesional centrándose en el aspecto de que a todos (y especialmente a nuestros mentores) les gusta recibir agradecimiento en forma de objeto que llega en un paquete postal. Aprovecha la cuestión para reseñar que de media los profesionales con mucha actividad reciben mensualmente 5.000 emails, 1.000 mensajes de texto, 500 cartas, 50 mensajes a través de LinkedIn, 30 mensajes directos a través de Twitter y tan solo 10 paquetes enviados por mensajería. Si uno de esos 10 envíos procede de ti habrás obtenido un importante porcentaje de su atención y agradecimiento.

Una de las obsesiones del autor parece ser el proyecto de vida y la construcción de redes personales y profesionales, materia a la que dedica un buen número de diapositivas especificando cómo tender puentes hacia personas que puedan ayudarnos a formarnos como personas y como profesionales, como mantener una relación sólida con nuestros mejores amigos y colaboradores, así como a establecer planes con diversos plazos de ejecución en distintos ámbitos: formativos, profesionales, personales y de ocio.

Otro de los consejos que ofrece Allis tiene que ver con la forja de la personalidad, y recurre al ejemplo metalúrgico de la forja de un metal: cuanto mayor es la temperatura del hierro en la forja mayor será la resistencia del acero resultante. Probablemente sea excesiva esa avalancha de diapositivas pero sin duda con tan intensa vida y tan remarcables logros habrás un buen número de propuestas y consejos

No podemos concluir sin recordar que de nuevo a pesar de su juventud (acaba de cumplir 30 años) Ryan Allis ha ejercido funciones de copresidencia de la iniciativa Tecnología para Obama, dedicada a ofrecer asesoramiento sobre esta materia al presidente de los Estados Unidos de América.

vINQulo

Scribd

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor