Europa sigue en su empeño de limitar el uso de datos a las compañías

Empresas

Gigantes como Google o Facebook podrían ver limitada su capacidad de utilizar datos de usuarios para fines comerciales.

La Unión Europea tiene en los fogones una única normativa europea que tratará de regular la privacidad de los usuarios en la red.

La vigente está ya muy anticuada; no contempla internet como escenario de aplicación de la ley. Por descontado, tampoco contempla la posibilidad de que las empresas utilicen información de los usuarios para sustentar sus negocios.

En el marco de esta futura nueva normativa , los legisladores europeos quieren limitar la capacidad de las empresas para utilizar y vender datos. Las autoridades creen que los usuarios deben conocer lo que ocurre con sus datos y que éstos no podrán utilizarse para ningún fin comercial sin consentimiento previo.

La intención de Europa choca frontalmente con los modelos de negocio de gigantes como Google y Facebook. El plan buscará un acuerdo entre los 27 países del bloque y las empresas involucradas, como explica Reuters.

No será una tarea sencilla. Como ya anunció la comisaria de Justicia Viviane Reding, es necesario buscar un equilibrio entre los intereses del entramado empresarial compuesto por empresas externas pero con sede en la región y la legislación europea.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor