Grandes titulares y tiempos de crisis

Empresas

Silicon News hace balance de las principales noticias de estos dos años de seguimiento de la máxima actualidad TIC.

Son todas las que están … pero no son todas cuantas hay. Dos años dejan muchas noticias, entre las que es especialmente difícil seleccionar aquellas que han cambiado, o podrán hacerlo, el pulso del mercado tecnológico.
2009 ha empezado fuerte, con dos noticias de calado en un único día (el nombre del nuevo CEO de Yahoo!, el nombramiento más esperado de los últimos meses, y la quiebra esperada y también inesperada de la centenaria Nortel) aunque durante los dos últimos años no desmerecen la actualidad informativa de esta semana de cumpleaños.
Los dos últimos años serán, además, claves en la historia reciente. Silicon News inició su andadura en un contexto de bonanza económica, en el que las empresas del sector no tenían que luchar con la recesión y los recortes de gastos para convencer al consumidor. Con el cierre de este bienio, no sólo las firmas TIC deben esforzarse el doble para seducir a un mercado en el que la austeridad inversionista es la tónica que decide el rumbo del mercado, sino que además empiezan a ser afectadas directas por la situación financiera. Despidos, recortes y reorganizaciones son, desde hace unos meses, el pan nuestro de cada día.
La crisis ha mermado incluso la luz cegadora de algunos de los principales líderes tecnológicos, algunos de los hombres más ricos del mundo y, por tanto, espejos en los que la sociedad siempre ha querido mirarse: el sueño americano, reconvertido en sueño TIC. En noviembre, tras la explosión de lo peor de la crisis, Larry Page de Oracle ya había perdido 6.200 millones de dólares por culpa de la recesión ( unos 4.700 millones de euros). Adiós al dorado esplendor…
Claro que no todo han sido malas noticias: estos dos años han dejado grandes movimientos empresariales que han modificado el panorama del sector. Dell abandonó su modelo de venta directa para confiar en el canal, tras veinte años confiando en sus propios méritos y en sus propios recursos para convencer al consumidor. Intel y AMD se enzarzaron en una lucha de precios en la que AMD quería ampliar su cuota de mercado frente a la todopoderosa Intel (dueña a día de hoy del 80% de las ventas) que ha conducido hasta a una demanda ante las autoridades europeas.

Y qué decir, por supuesto, del triángulo amoroso Google – Yahoo! – Microsoft. Intentos de compra, acuerdos frustrados, investigaciones antimonopolio o presiones en las altas capas de poder sazonaron el que es, sin duda, el culebrón empresarial por excelencia del universo tecnológico. Tras una larga temporada de idas y venidas y de acuerdos y desacuerdos, la situación está en un punto muy lejano a cómo empezó.
Yahoo! ha perdido a su cúpula directiva en el camino y ha visto como el inversor más complicado del panorama empresarial estadounidense, Carl Icahn, entraba en su junta de accionistas. Google estuvo a punto de pisar el suelo dorado del gran dominio empresarial, tras firmar un acuerdo millonario para gestionar la publicidad de su rival, Yahoo!, echándose atrás en el último momento por la presión asociada a las acusaciones sobre monopolio. Y Microsoft, el amante cruel de este melodrama, rompió las naves tras subir y subir su oferta por Yahoo! y podría aprovecharse ahora de sus horas bajas.
Grandes estrenos comerciales
La actualidad tecnológica es completamente permeable y parte de estos protagonistas lo son también de algunos de los grandes booms comerciales de estos dos años. Durante 2007, estallaron los rumores sobre la posibilidad de que Google estuviese trabajando en el desarrollo de un teléfono, confirmados en 2008 con la aparición del primer smartphone equipado con Android, el SO móvil del buscador.
La compañía entraba así de lleno en el nuevo mercado por excelencia, aquél en el que todos quieren estar presentes: la telefonía inteligente. El iPhone 3G, la apuesta renovada de Apple para seducir a los consumidores de este segmento, ha sido la noticia río de 2008 y se ha convertido ya no sólo en un producto must-have, como se diría en términos de moda, sino también en todo un fenómeno social.
Como fenómeno es también la otra gran explosión de los últimos dos años: las redes sociales. Facebook, su referente, tiene ya tantos afiliados que podría ser “el octavo país del mundo”.

La popularidad de estas herramientas es tal que no sólo se han convertido en una opción más de comunicación y ocio sino que además se han convertido en soluciones de carácter empresarial y en atractivos financieros ellos mismos. Todas las firmas quieren estar allí y participar (Microsoft ha entrado incluso en el paquete accionarial de Facebook), lo que ya ha propiciado hasta rumores delirantes. Este último verano, se filtraba que la Iglesia Mormona quería comprar la principal red social.
Y claro está… Ahí continúan en la brecha la virtualización o el cloud computing para seducir a los consumidores, como respuesta a las grandes necesidades mientras para las más pequeñas surge la nueva gran ventana de negocio en el campo de los equipos, los netbooks.
Preocupaciones y leyes
En dos años también ha aumentado la preocupación por el medio ambiente y el impacto que las acciones de las compañías y de sus productos tienen en la naturaleza, aunque puede que aún quede mucho por hacer, el interés en la materia es creciente.
A las preocupaciones de las compañías se suman las decisiones de las empresas. En dos años, las leyes y la presencia administrativa ha cambiado mucho. El ciberespacio ha empezado a tener presencia en los conflictos internacionales y ha llegado incluso a convertirse en motivo de confrontación el mismo: empezó con el ataque a Estonia y ha acabado, recordando el ejemplo más reciente, en el conflicto palestino – israelí.
Esta nueva realidad era uno de los problemas que quería abordar el Paquete Telecom, el conjunto de medidas lanzado por la Comisión Europea de las Telecomunicaciones para regular el sector y que generó una importante confrontación entre estados miembros e instituciones europeas.
Y, en España, el Gobierno ha estado luchando para difundir la importancia de la televisión digital, ha inyectado capital en el refuerzo del sector o se ha posicionado a través del polémico canon digital, entre otras medidas.
¿Una actualidad muy activa? Quedan aún en el tintero los cambios en Windows (fracaso de Vista, llegada de 7…), la guerra de navegadores o las luchas de mercado por hacerse con la mejor porción del pastel de la fibra óptica, entre otras. El próximo aniversario de Silicon News no las olvidaremos.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor